Argentina Al día
Kirchner y el sistema jubilatorio: Una muestra más de su grosera mala fe
Alfredo Raúl Weinstabl
alfredo@weinstabl.com.ar

Ir al catálogo de monografías
y textos sobre otros temas

Glosarios - Biografías - Textos
históricos - Libros en línea


Buscar en Avizora y Atajo - by freefind

Papeleras: Uruguay contra Argentina - Duro golpe a la soberbia del gobierno - EL peronismo y su recurrente violencia en la era Kirchner - Lavagna presidente: El comodín de los oportunistas de siempre - Deuda Externa - ¡Cuidado... son tropas de comandos!

Otros textos del autor

170407 -
Nuevamente el presidente  Kirchner intenta tomar el pelo a la ciudadanía, despreciando su capacidad de análisis.

En sus acostumbrados soliloquios ante sus “fieles empleados” en un acto en la casa de gobierno, Kirchner arremetió fuertemente contra las AFJP.

No sería grave, si en esa embestida Kirchner hubiera utilizado argumentaciones claras, verdaderas y consistentes. Lamentablemente no fue así y esgrimió verdaderos dislates, mentiras  y frases de  un fuerte contenido demagógico.

Concretamente y una vez más buscó engañar y manipular la opinión pública con mentiras tan groseras e inexactas disfrazando la realidad. 

A continuación algunos de los disparates expresados en ese acto por el presidente (en negrita reflexiones del suscripto):

              
. “Dijeron (las AFJP) que iban a crear un mercado de capitales y no lo hicieron, se dedicaron a prestarle al Estado Nacional y a las provincias a tasas muy altas, increíbles.”

Las AFJP crearon el mercado de capitales y buscaron para beneficio de sus asociados invertir en los lugares de mayor rendimiento. Uno de esos lugares era el Estado y las provincias. ¡Bien por las AFJP!

Pero la paradoja es que esas inversiones, eran obligatorios porque el Estado así lo había  dispuesto, (gestión de Cavallo) porque precisaba urgentemente fondos para financiar sus enormes deudas.

. “La destrucción del sistema provisional argentino pasó también por la destrucción de los  sistemas provisionales provinciales...”

¿Fueron las AFJP las que destruyeron el sistema provisional o la increíble incompetencia de la dirigencia política?

. “Había que empezara utilizar bien los fondos y dárselos a gente que  los administre como corresponde.”

Es lo que desea toda la ciudadanía desde siempre, pero dudamos que el Estado lo haga.

. “Yo creo en la jubilación estatal. Vengo de una familia donde mi viejo era jubilado estatal donde mi mamá cobra una pensión del Estado Argentino después del fallecimiento de mi padre. Venimos con una cultura que nunca nos falló”. (1)
Debe ser un caso realmente asombroso (una grosera mentira) ya que la jubilación, le falló a todos

los argentinos, desde siempre. Las cajas (seguramente Kirchner lo debe ignorar) fueron siempre los lugares en donde la corrupta e incapaz clase política, acudió para obtener dinero para fines diferentes al específico de las cajas de jubilaciones.

El sistema de las AFJP es “perverso”, manifestó Kirchner. Lamentablemente una vez más disentimos. El perverso es Ud. y su nefasta política de subvertir y destruir todo lo que no se ajusta a sus inconfesables deseos.

En una sola maniobra de las nuevas disposiciones del sistema de jubilaciones, entre $4.500 y $5.000 M pasarían a manos del Estado en forma inmediata, al apropiarse de los fondos de aquellos aportantes cuya capital ahorrado en las AFJP, sea menor a $20.000.- ¿Que harán con nuestro dinero? ¿Lo usarán para financiar la campaña política en vista a las próximas elecciones o para seguir comprando voluntades?

Pero lo que más molesta y verdaderamente irrita, es que Kirchner subestima a los argentinos, pero en una forma tan grosera, que como lo dice el tango, constituye un verdadero atropello a la razón y una torpe ofensa al intelecto de todos.

Notas:

(1) Kirchner era hasta unos días aportante a una AFJP.

Temas Que Queman - ¿Qué es el Premio Nobel? - Buda Vida y obra - Carlos Marx Vida y obra - El monocultivo de soja transgénica - La revolución Francesa

AVIZORA
TEL: +54 (3492) 452494 / ARGENTINA - Web master: webmaster@avizora.com - Copyright © 2001 m. Avizora.com