Cargando


 

Avizora Atajo Publicaciones Noticias Biografías

Las increíbles e insólitas relaciones internacionales del reino de los Kirchner
Alfredo R Weinstabl - Otros textos del autor

Ir al catálogo de monografías
y textos sobre otros temas

Glosarios - Biografías
Textos históricos

ENLACES RECOMENDADOS:

- Vulnerando Derechos Humanos en Argentina
-
"Atrocidad israelí, silencio mundial"
- Argentina garito de los Kirchner
-
Próxima guerra… La guerra del agua
- 50 años de revolución permanente

 

 

 

 

311208 - Las RR.II. (Relaciones Internacionales) constituyen una actividad humana a través de la cual personas perteneciente a más de una nación entran en forma individual o colectiva en relación entre si.

Existen numerosas teorías de diferentes autores, diferentes enfoques sobre el tema, distintas metodologías de análisis, lo que no permite en pocas palabras dar una definición precisa y acabada sobre el tema.

Con el riesgo de la simplificación y simplemente para poder entender la presente nota definiré como RR.II. como “el universo en el cual  interactúan actores  internacionales, (los  Estados-Nación), actores subnacionales, (las provincias o regiones)  foros y organismos internacionales y actores no estatales.”

Comprende la política exterior, relaciones exteriores y la política internacional.

Con estas sencillas y seguramente conocidas aclaraciones quisiera dar un somero y elemental pantallazo a las RR.II. de nuestro país en los cinco años del gobierno de la pareja reinante.

Ya no quedan dudas que los Kirchner han fracasado en la política interna del país porque han demostrado una verdadera incapacidad e ineptitud para lograr consensos a los numerosos problemas de diferente índole que permitan soluciones duraderas en el tiempo.

La gobernabilidad  en los primeros años se logró a través del pisoteo de las instituciones, la Constitución Nacional y la utilización discrecional del presupuesto del Estado, fundamentalmente en la compra de voluntades y adhesiones y mediante la coacción y prepotencia gubernamental.

Pero como en un círculo vicioso, ahora al Estado se le acabaron los fondos y como lógica consecuencia este sistema de “liderazgo” está desapareciendo aceleradamente. Los Kirchner se están quedando sin “argumentos”

En lo que respecta a las RR.II. el tema es aún mucho más grave.

La diplomacia no ha sido una virtud de Néstor Kirchner. Antes de ser presidente, había mostrado poco interés por los contactos internacionales: su primera visita a Estados Unidos y a Europa se produjo cuando llegó a la Casa Rosada. El mundo siempre estuvo muy lejos de Santa Cruz. (ref.1)

Desde el mismo comienzo de su gestión, con un infantilismo casi irresponsable e insólito,  Kirchner pensó que el país podía vivir y desarrollar con lo nuestro, encerrado en nuestras fronteras y prescindiendo de los organismos multilaterales .

Con esa concepción, la distancia de Kirchner con el resto del planeta se hizo cada vez más grande y evidente. No abundó en el buen trato y en algunos casos llegó a ostentar desprecio, por los embajadores que llegaban a Buenos Aires enviados por los jefes de Estado de todo el mundo. El abandono de las formas en la diplomacia, genera inevitablemente, futuros conflictos en las relaciones bilaterales: con el desaire no se desdeña al enviado de un país, sino precisamente, a ese país.

En todos los viajes al exterior, el destrato y su ya clásico estilo descalificador, en general con información errónea o tendenciosa desprovisto de todo tipo de diplomacia (ref.2) sus gafes y torpes errores fueron casi semejantes, tanto en España como Francia, cuando exponía ante políticos  y empresarios. Recordemos que ambos países fueron los que más capitales habían invertido en nuestro país en la década anterior.

“Las principales características que rezagaron a la Argentina en el plano de las relaciones internacionales fueron signadas por escasas visitas oficiales, sistemáticas ausencias a cumbres regionales e internacionales, “plantazos” a mandatarios extranjeros, y un deliberado descuido de las minuciosas, pero imprescindibles, directivas del protocolo por parte del ex mandatario.

El destrato del Gobierno de los Kirchner son una constante: el mandatario ruso, Vladimir Putin, esperando sin éxito a su par argentino durante una hora en Moscú; la reina Beatriz de Holanda buscando en vano al agasajado en una gala ofrecida a la pareja presidencial en el Colón; el presidente sudafricano, Thabo Mbeki, varado en un país extranjero porque el presidente argentino “no lo recibiría” según lo pautado;  y el presidente vietnamita, Tranc Duc Luong, seguramente preguntándose qué hacía en una cena de agasajo ofrecida por el matrimonio Kirchner sin la presencia del anfitrión, son, quizás, los casos más emblemáticos en lo que se refiere a los “plantazos” de los Kirchner con sus pares.” (ref.3)

Desde el primer año de su gobierno en que Kirchner se fotografió en EE.UU. con una mano familiarmente apoyada en la pierna del presidente Bush queriendo mostrar una amistad con el líder de ese país que por supuesto no existía, hasta el verdadero imperdonable agravio a Bush  en la cumbre realizada en Mar del Plata al mismo momento en que Chavez realizaba la contra-cumbre a pocos centenares de metros de ese lugar.

Los discursos en el extranjero parecían que eran mas dirigidos al público interno de la Argentina que a sus interlocutores extranjeros.

Los Kirchner se fueron alejando de los países centrales y acercando cada vez más a los países más periféricos. Países retrógrados con gobiernos dictatoriales o de neto corte izquierdista y absolutamente alejados de los “Derechos Humanos”.

Cuba (recordemos que Kirchner facilitó a Fiel Castro una amplia tribuna en las afueras de la Facultad de Derecho para que pronunciara un largo y violento discurso contra EE.UU), Bolivia, Venezuela y en el último viaje al exterior de su consorte, Libia de Kadafi y  Rusia.

Algunos analistas sostienen que los  Kirchner no tienen una ideología definida, sino que son pragmáticos.

Si aplicamos la lógica de un razonamiento popular muy conocido que expresa que si vemos un animal que tiene manchas negras y blancas, grandes ubres, con cuernos y muge, no caben dudas que se trata de una vaca.

Siguiendo esta lógica elemental, los Kirchner que se han auto proclamado simpatizantes o militantes de la organización Montoneros que asoló el país en la década del 70, que reabrió las heridas de esa década, y que tomó la bandera de los movimientos de “Derechos Humanos”, que como sabemos están conducidos e integrados mayoritariamente por líderes de esa ideología  en el país, no caben dudas sobre su postura política de la pareja reinante y hacia donde pretenden llevarnos.

Con la convicción errada casi suicida de Kirchner, su egocentrismo, su vulgaridad, su arrogancia, y las ambigüedades y permanentes contradicciones muestran la debilidad y el estrepitoso fracaso del oficialismo,  el país no tiene futuro.

Todo confirma la incapacidad de insertar a la Argentina en el mundo. Ya competimos en varios rubros en los últimos puestos en el ranking de las Naciones.

El aislamiento y la marginación, convierten al país en extremadamente vulnerable.

 En este mundo cada vez más globalizado, estar al margen del mundo es como no existir. De hecho, ya casi no existimos.

Utilizando las mismas palabras que expresara años atrás un conocido analista político, (ref.4) la debilidad y el fracaso de la política exterior oficialista convirtió a la Argentina en la categoría de “paria internacional”. 

NOTAS:

(1)     Excepto para los aproximadamente  U$S 550.000.000 que Néstor Kirchner sacó del país siendo gobernador de la provincia de Santa Cruz.

(2)    Diplomacia: Métodos y técnicas de la política exterior que influyen en el sistema internacional. Proceso en el cual los gobiernos se comunican entre sí.

(3)    NuevaMayoría.com  “La Argentina, aún más rezagada en el plano internacional” por  Rodrigo Mallea 13-Mar-08.

(4)    La Argentina ¿Paria Internacional? -  Carlos Escudé       Editorial de Belgrano

 


 

 

 

 

AVIZORA.COM
Webmaster: webmaster@avizora.com
Copyright © 2001 m.
Avizora.com