Otros textos del autor
Estados Unidos-Israel-Líbano.
Viñas de ira

Roberto Bardini
robertobardini@yahoo.com

Ir al catálogo de monografías
y textos sobre otros tema

Glosarios - Biografías - Textos
históricos - Libros en línea


Buscar en Avizora y Atajo - by freefind

Mentiras sí, ataúdes no - Quién es John Dimitri Negroponte - Estados Unidos Al día - Nancy Pelosi Vida y obra - Brasil: Elecciones 2006 - Imágenes torturadas Susan Sontag - CIA: Historia y rol - Raúl Castro Vida y obra - Vladimir "Zeeb" Jabotinsky Vida y obra -

300107 - Bambú PressDurante la invasión de Israel a Líbano, del 12 de julio al 14 de agosto de 2006, la aviación israelí arrojó cien mil bombas de racimo en 359 localidades. Hoy, en casi el 85 por ciento de las áreas del sur libanés quedan otros cien mil artefactos, distribuidos en 400 áreas de impacto, que continúan detonando cada cierto tiempo y se estima que serán necesarios dos años para desactivarlos. Amnistía Internacional ha solicitado a Israel que facilite de forma inmediata mapas de las zonas atacadas con bombas de racimo para neutralizar las “uvas” que aún no estallaron.


La bomba de racimo es una de las armas más incontrolables y devastadoras que existe. Sus efectos alcanzan fundamentalmente a la población civil y se continúan sintiendo una vez que ha terminado cualquier conflicto. El artefacto contiene un dispositivo que, mientras cae, libera alrededor de 200 “uvas”: son pequeños explosivos de 20 centímetros de alto por seis de ancho, similares a latas de bebida. Una vez que se separan en el aire, los “envases” se esparcen en un área de entre 300 y 400 metros cuadrados.

Las “uvas” liberadas son de tres clases: unas perforan blindajes de hasta 17 centímetros de grosor, otras disparan 300 fragmentos de metralla y las terceras contienen fósforo, capaces de iniciar incendios y destruir aldeas o barrios enteros. La triple combinación es altamente destructiva y letal. Muchas de las mini bombas no estallan con el impacto inicial pero continúan siendo fatales para los civiles, pues actúan como minas antipersonales de efecto retardado. Permanecen en el terreno y pueden explotar meses o años más tarde.

Durante la invasión de Israel a Líbano, del 12 de julio al 14 de agosto de 2006, la aviación israelí arrojó cien mil bombas de racimo en 359 localidades. El conflicto duró 34 días pero el 90 por ciento de los explosivos se lanzó en las últimas 72 horas, cuando ya se sabía que el Consejo de Seguridad de la ONU iba a establecer un cese al fuego.

Hoy, en casi el 85 por ciento de las áreas del sur libanés quedan otros cien mil artefactos, distribuidos en 400 áreas de impacto, que continúan detonando cada cierto tiempo y se estima que serán necesarios dos años para desactivarlos. Amnistía Internacional ha solicitado a Israel que facilite de forma inmediata mapas de las zonas atacadas con bombas de racimo para neutralizar las “uvas” que aún no estallaron.

El subsecretario general de Asuntos Humanitarios de la ONU, Jan Egeland, calificó de “inmoral” la decisión israelí de lanzar estos artefactos en los últimos tres días de su ofensiva militar en Líbano. Los “envases” que estallan cada cierto tiempo –explicó el funcionario– matan o hieren a civiles y destruyen viviendas, tiendas comerciales y zonas de cultivo.

 

Según la Fuerza Interina de la ONU en el Líbano (FINUL), en los últimos cinco meses murieron 19 personas y 90 resultaron heridas por explosiones retardadas. Entre las víctimas hay un gran número de niños. Chris Clark, responsable de las operaciones de la ONU, acusó a Israel de haber entregado a la FINUL mapas “inútiles” sobre las áreas donde fueron lanzadas esas bombas.

 

Estados Unidos es el principal proveedor de estos explosivos a Israel, con la condición –bastante flexible, al parecer– de que no las arroje en regiones pobladas. Las autoridades israelíes sostienen que “sólo las usan en defensa propia”.

Textos sobre Guerras y Conflictos - Negocio del hambre en Argentina - El Valle de Lágrimas del Presidente Kirchner - Volteretas de la deuda argentina De albricias y estafas recurrentes - - Argentina Al día - Venezuela Al día - Temas Que Queman

AVIZORA
TEL: +54 (3492) 452494 / ARGENTINA - Web master: webmaster@avizora.com - Copyright © 2001 m. Avizora.com