Cargando


 

Avizora Atajo Publicaciones Noticias Biografías

Argentina
Las políticas kirchneristas hieren al modelo industrial - Parte 2

Ir al catálogo de monografías
y textos sobre otros temas

Glosarios - Biografías
Textos históricos

ENLACES RECOMENDADOS:

- Recesión en Rafaela, modelo de Cristina K
- Cristina de Kirchner y el petróleo argentino
- Los Kirchner compran voluntades mediáticas
-
La próxima guerra… La guerra del agua
- Israel masacra al pueblo palestino en Gaza

 

 

 

 

Parte 1 / Parte 2

.
La obra pública no llega a Rafaela

241208 - Francisco Marzioni 250 despidos en una semana encendieron las alarmas de un empresariado rafaelino que debe dejar de lado las inversiones.

La mayoría de los elogios de la presidenta durante su campaña se dirigieron al sector empresario rafaelino, una comunidad de características muy particulares. Y aunque numerosos medios argentinos dedicaron artículos, comentarios y entrevistas a elogiar este modelo ejemplar, pocos han dedicado alguna línea a la grave alerta lanzada hace algunas semanas, cuando la crisis financiera puso en jaque a los mercados internacionales, y algunos coletazos de la crisis comenzaron a sentirse en el país. Esto, sumado a la crisis del agro y la incertidumbre, se convirtió en un tema de gran preocupación para los empresarios.

El detonante de la alarma fue contundente: 250 despidos en una semana, entre el 28 de octubre y el 7 de noviembre. Esto se produjo mientras crecían las alertas mediáticas por la crisis financiera internacional, y el contexto adverso, la recesión comercial y la masa inusitada de despidos, movió al Centro Comercial e Industrial (CCI) a reunir al Consejo Asesor Permanente, que funciona bajo la órbita del ministerio de Trabajo santafesino y nuclea a la CGT, el CCI, y el Estado provincial. Así, trabajadores, gobierno y empresarios activaron el “procedimiento de crisis”, ante un balance preocupante por la situación general.

Mientras la CGT optó por organizar dos marchas de trabajadores frente al Palacio Municipal para repudiar los despidos, el CCI realizó un estudio de campo durante esa semana, que abarca a más de 4400 trabajadores, para diagnosticar el impacto de la crisis en la ciudad. “No creemos que esta situación desfavorable sea una verdadera recesión, pero sí existe una crisis de confianza”, explica a Perfil.com Natalia Aquilino, gerenta del CCI, supervisora del estudio, quien brindó a este medio los datos del informe que indican que el 73,33 % de los empresarios locales frenaron sus compras, el 75 detuvo las inversiones y sólo el 35 advirtió una mejora en sus exportaciones, mientras que la sustitución de importaciones creció, según lo que percibió el 64,29 % de los empresarios.

Asimismo, un 46% eliminó las horas extras de sus empelados, y el 25 de los que no lo realizaron, planea hacerlo próximamente. La contratación de personal temporario también fue recortada por el 57,14 de las firmas, y el 78,57 analiza implementar un plan preventivo de crisis.

Sin embargo, el mismo documento baja el tono a la alarma acerca de las cesantías, revelando que sólo el 38 % de los 250 despedidos pertenecen al sector comercial e industrial, y de este porcentaje –que suman 86 trabajadores- 36 empleados corresponden a la misma firma.

Así, a pesar de que la industria no sufrió un verdadero golpe de gracia durante esta crisis, lo cierto es que la alarma está encendida y los industriales rafaelinos, aquellos que construyeron “un modelo de empresa, de un modelo de sociedad, de un modelo de país” según las palabras de campaña de Cristina Fernández, hoy deben poner un freno a las inversiones, bajar al mínimo las compras, cancelar las contrataciones y las horas extras, y esperar en silencio a que la coyuntura mejore.

“De todos modos, las proyecciones para el año que viene siguen hablando de crecimiento”, destaca Aquilino, bajándole el tono a la alarma. “Hablé con el ministro de Trabajo hace pocos días y me dijo que ya se reubicaron 27 metalúrgicos de los 50 despedidos. Es importante destacar que en la ciudad se trabaja mucho en la articulación público-privada y la generación de consensos con los trabajadores. Entonces apenas detectamos que había cesantías, nos reunimos con la CGT y el Gobierno y analizamos la coyuntura juntos”. Este Consejo Asesor volverá a reunirse el 18 de diciembre, donde participará activamente los funcionarios de la gestión del Gobernador Hermes Binner, mostrándose profundamente preocupados por la situación local.

“Nosotros entendemos que este freno en el consumo es más por la expectativa de la gente que por una crisis real –opina Aquilino-, pero el mensaje tiene que ser no frenar el consumo, porque eso es lo que para la economía. Es una cadena que se alimenta negativamente. En mi análisis, ésta es una crisis de confianza: si uno cree que las cosas van a ir bien, entonces el consumo no se afecta. Si uno cree que van a ir mal, entonces la economía se frena”, concluyó la gerente de la gremial empresaria.

Una economía real frenada, un sector empresario en alerta, trabajadores protestando frente al Municipio, y una fuerte crisis agropecuaria, es el saldo de un año de políticas erróneas que impactaron negativamente, deprimiendo la economía de la ciudad modelo de la Presidenta, que tuvo un gran peso mediático en los momentos decisivos de su campaña, pero que hoy pasa una Navidad signada por la recesión y el olvido del Gobierno que ella misma conduce.

La obra pública no llega a Rafaela

A pesar de lo que contribuye la ciudad a las arcas nacionales, el aporte no vuelve en obras. Los reclamos del intendente y del propio Hermes Binner no han sido escuchados.

En Rafaela, la obra pública nacional es un bien escaso. Mientras que el kirchnerismo construye la columna vertebral de su estilo de gobierno sobre la distribución de la obra pública en las provincias, la ciudad modelo de Cristina Fernández no está entre las primeras a la hora de incluir localidades en un nuevo plan.

La ciudad no fue incluída en la agenda de Julio De Vido a pesar de que el propio Intendente kirchnerista Omar Perotti, en reiteradas oportunidad llevara hacia el propio Ministro, su compañero en la reconocida “mesa chica” del PJ donde Perotti ocupa el cargo de secretario de Desarrollo Social, la necesidad de convertir al tramo de la ruta 34 Rosario-Rafaela-Sunchales en la “autovía de la producción”, proyecto que otorgaría mayor dinamismo a una región floreciente del centro productivo del país. El pedido del Intendente fue respaldado hasta inclusive por el Gobernador socialista Hermes Binner, quien también le comunicó la necesidad al titular de Planificación Federal.

Sin embargo, Rafaela siguió siendo la gran ausente. Durante un año de gestión, y a pesar de que la ciudad y su región giran 170 millones de dólares anualmente al Estado en concepto de retenciones agropecuarias, cuando en el mes de junio Cristina Fernández anunció un plan de obras que incluían hospitales, caminos y viviendas, ni uno solo estaba destinado a la ciudad. Lo mismo sucedió en los planes de obra pública que anunciara en un año de gobierno. E propio ministro provincial de Obras Públicas Hugo Storero fue al acto donde se realizaron los anuncios para reclamar la inclusión de obras para la ciudad, ya que en 111 mil millones de dólares, ni uno sólo está destinado a la “autovía de la producción”.

Sólo dos escuelas en proyecto desde hace años, un Plan federal de 150 viviendas, y la refuncionalización de ocho kilómetros de carretera, son los únicos vestigios de la presencia del Gobierno Nacional, todas obras programadas durante la gestión de Néstor Kirchner.

La Perla del Oeste, ubicada a un costado mediterráneo de Santa Fe, parece estar demasiado lejos para escuchar los mandatos de una Presidenta que, a pesar de los elogios mediáticos y la foto de campaña, jamás atendió los asuntos vitales de la comunidad. Como en las antiguas aldeas de la Europa Medieval, donde el magnífico Rey era sólo una presencia lejana, Cristina Fernández es un rumor que se difunde a través de los medios, que al igual que los bardos europeos, llevan las proclamas de un Gobierno que insiste en rodear a esta parte de la pampa gringa.

Parte 1 / Parte 2

 


 

 

 

 

AVIZORA.COM
Webmaster: webmaster@avizora.com
Copyright © 2001 m.
Avizora.com