Cargando


 

Avizora Atajo Publicaciones

Biografías críticas

Biografías

Argentina
Bosta (mierda) para Agustín Rossi, compinche incondicional de los Kirchner

Ir al catálogo de monografías
y textos sobre otros temas

Glosarios - Biografías
Textos históricos

ENLACES RECOMENDADOS:

- ¿Quién es Agustín Rossi?
- Cristina de Kirchner y el petróleo argentino
-
Mengele made in USA en Guatemala
- Para conocer a John Reed
-
Bolivia: Discriminación y libertad de expresión

 


. Escrache a los Rossi
.
Escraches - Roberto Gargarella

020209 - Alonso Quijano - Relación de Causa y efecto - ¿Qué se dice, invariablemente, cuando un político, propiedad de los Kirchner, es escrachado?
Más o menos esto:
- "Claramente no fue una protesta espontánea"

- "A este grupo minúsculo..."
- "Es preocupante y grave que algunos elijan el camino de la agresión"
- Fue una agresión, absolutamente injustificada”

También se dice:
-
"Hay que repudiar toda violencia, provenga de donde provenga"
- "Se trata de una operación política"

- "Son grupos de inadaptados"
- "Los buenos no agredieron, sólo fueron los malos"
etc.
Siempre lo mismo y ahí queda. Por qué no hacemos un ejercicio de pensamiento e intentamos otro análisis. Lo que ocurrió no tiene que ver sólo y únicamente con el conflicto del campo, es mucho más complejo.

Si un diputado es elegido y pagado por los ciudadanos de una provincia, este diputado debe estar sólo al servicio de la provincia que lo votó, no debe obedecer otro mandato. Más que eso, ante cada proyecto enviado por el ejecutivo al legislativo, el diputado en cuestión, antes de aprobarlo o no, debe consultar a todos los ciudadanos de su provincia.
Hacer lo contrario, es traicionar la voluntad popular

Bien
, Agustín Rossi (elegido diputado por Santa Fe) no representa a los santafesinos en la práctica, sólo es un, lo que en política criolla se llama -desde la época de Roberto J Payró-, "levantamanos" y "todoterreno" kirchnerista.

Un diputado de estas características, cada vez que se exhibe, encarna la figura viva de aquellos para los que trabaja -en este caso para Néstor y Cristina Kirchner-

Si Néstor Kirchner es uno de los políticos peronistas sobre el cual pesan los más graves casos imaginables por corrupción administrativa, y su mujer esta puesta ahí, simplemente para nada, todo aquel que los represente es, en principio, cómplice.

La gente del campo lo agrede arrojándole bosta (mierda) de caballo y huevos porque Agustín Rossi, su hermano Alejandro "Fratacho" Rossi y decenas como ellos, son los responsables de agresiones enormemente más violentas y que sufren todos los argentinos, sobre todo, los más pobres. Esas agresiones se llaman: matar de hambre a 8 niños diarios, incrementar la desocupación, mentir descaradamente adulterando cifras del INDEC, hacer la vista gorda ante la inmoral corrupción del gobierno en la realización de obras públicas, no denunciar la pésima calidad institucional que campea en Argentina, por ejemplo la composición y el funcionamiento del Consejo de la Magistratura (que se dedica a mantener los jueces a raya y al servicio de los Kirchner). Etc

Si siembras viento, cosecharás tempestades, se lee en la Biblia. Conocida frase, casi un lugar común, pero absolutamente cierta.

"Qué buen vasallo si hubiera buen señor" dicen en el Mio Cid. ¿Qué pasa cuando el señor no es bueno y el vasallo lo sabe?

Una sociedad no puede funcionar con dignidad si se la somete a subsidios humillantes y decretos a puerta cerrada, si sus legisladores (los que hacen las leyes) están pintados, sin pensamiento propio, atorrando en sus bancas y malgastando discrecionalmente el dinero que necesitan los que tienen hambre, los que no tienen trabajo, los que están enfermos, los que viven en inmundas viviendas...

Finalmente:
Pregunta: ¿Quién desea violencia, agresión, escraches, insultos, subestimaciones, humillaciones, etc?
Respuesta: Nadie
Pero nadie quiere decir: Ni los ciudadanos argentinos, ni el diputado Rossi. ¿No es así?

Sr Diputado Agustín Rossi... ¿No le parece que lo que le pasó a Ud y a su hermano es una perfecta relación de causa y efecto?


020209 -
Escrache a los Rossi - Los diputados nacionales del Frente para la Victoria, Agustín Rossi, y su hermano Alejandro, sufrieron un violento escrache de productores rurales a la salida de la municipalidad de la ciudad de Laguna Paiva, cercana a la capital de la provincia de Santa Fe.

Los Rossi, férreos defensores de la política agraria K, fueron hasta esa sede comunal para entrevistarse con el intendente, pero a la salida un grupo de ruralistas enardecidos con carteles con consignas contra el Gobierno nacional y contra las retenciones a las exportaciones del agro, se congregó en la puerta y le arrojaron huevos, tomates y bosta (mierda) de caballo. De manera violenta y ante la pasiva actitud de los pocos policías que estaban en el lugar, atacaron a golpes y patadas a los autos en que viajaban.

Tras los incidente, el jefe de Gabinete, Sergio Massa, al referirse afirmó que el ataque "es preocupante y grave que algunos elijan el camino de la agresión".

Massa se preguntó sobre "cuál era el sentido de la agresión hacia Rossi si éste estaba trabajando por subsidios y obras para distritos rurales, se había reunido con productores y les había ofrecido atenderlos".

Por su parte, el ministro del Interior, Florencio Randazzo, opinó que fue "armada" la agresión que sufrió el jefe de los diputados oficialistas y sostuvo que "toda la sociedad debería reaccionar" ante este tipo de situaciones.

"A este grupo minúsculo no hay que identificarlo con el campo", advirtió Randazzo, en declaraciones a radio Mitre, sobre quienes atacaron a "huevazos" a Rossi y se identificaron como productores agropecuarios.

LA AGRESIÓN. Agustín Rossi, titular del bloque kirchnerista en Diputados, iba a bordo de un Bora gris metalizado. Alejandro en un Toyota, también gris. En ningún momento respondieron los embates e insultos. Según relató el periodista local Gustavo Vega a un canal de noticias de cable, “la presencia policial era escasa ante la gran cantidad de productores agropecuarios que se acercaron”. Uno de los manifestantes explicó que "la convocatoria se realizó por mensaje de texto".

El ultra K en la Cámara baja describió que “nunca había pasado una situación como esta”, y aseguró que “claramente no fue una protesta espontánea”.“Siento mucha impotencia. Fue una agresión, absolutamente injustificada”, agregó.

Rossi contó que llegó hasta Laguna Paiva para reunirse con el intendente, representantes de una cooperativa agrícola y otros jefes comunales. “Antes de salir, -continuó- algunos funcionarios de la municipalidad se acercaron a los productores para saber si querían dialogar, pero las respuestas siempre fueron negativas. Yo tenía voluntad de charlar y hablar sobre sus inquietudes, pero ellos no”.

El diputado anticipó que va a denunciar las agresiones ante la Justicia y reveló que “la policía ya está actuando de oficio”. “El auto es propiedad de la Cámara de Diputados y resultó con roturas el parabrisas y un espejo retrovisor”, comentó.

Cuando fue consultado si conocía a los manifestantes dijo: “Algunos productores que me insultaron están cobrando los subsidios que el Gobierno nacional destinó para la provincia para el ganado ovino y bovino, por los problemas de la sequía”.

“Estas agresiones empiezan de una manera, pero terminan mal para todo el conjunto de la sociedad”, finalizó.

El portal datasantafe.com reveló que la manifestación fue “espontánea”. “Esto fue por el descontento generalizado por la actitud que tuvo Rossi durante la crisis. (…) Le queremos recordar al diputado que llegó a la cámara gracias a los votos de la provincia de Santa Fe y la representa, y no es lo que esta siendo”, aseguró un productor de la zona de apellido Barboza, según el sitio.

Vega relató que ante las imputaciones, Alejandro respondió con una mirada sobradora y los ruralistas enloquecieron. El automóvil de Agustín partió rumbo a Rosario con un espejo retrovisor menos.

El jefe de los legisladores K ya había sido escrachado por ruralistas. Una vez en la puerta de su casa en Santa Fe y otra en julio del año pasado, cuando cenaba en un restauran de la zona de Congreso, en la ciudad de Buenos Aires. "Fue una cuestión personal por el resultado de la votación" en la Cámara de Diputados de la ley de retenciones móviles, relató la concejal marplatense, Verónica Beresiarte, que lo acompañaba en ese momento.

040209 - Seminario Gargarella - Escraches - Roberto Gargarella

En La Nación de hoy (040209), además de una preocupante nota de su jurista especializado, favoreciendo la postergación, por parte de la Corte, de la decisión sobre el consumo de estupefacientes (acá), hay dos notas de sus dos principales editorialistas (ay!) sobre los escraches. Otro tema sobre el que hay mucho que discutir, pero que para quien esto escribe es bastante obvio, aunque supongo que pienso lo contrario que muchos colegas (y, ciertamente, lo contrario que los dos editorialistas, pongo solamente uno de los editoriales acá por razones varias digamos). Mi posición es, finalmente, la misma que la del amigo Owen Fiss: en la medida en que el sistema representativo funcione mal; y que reconozcamos que la democracia no se agota con votar, no es malo sino saludable que se busquen formas de expresión alternativas y cotidianas, que pueden incluir el ir a buscar a alguien a su domicilio y abuchearlo, o hacer guardia frente a tal lugar con carteles de protesta. Ese tipo de expresiones deben ser bienvenidas, y me resulta insoportable que las equiparen al nazismo, simplemente porque los nazis hacían escraches (los nazis comían salchichas, y yo que soy anti-nazi lo mismo, aunque como pocas porque mucho no me gustan). El tema, claro, es cuando la temperatura sube y la expresión toma otros caminos. Si debo dar mi opinión (deberé?), me parecía feo pero finalmente tolerable que, pongamos, en Inglaterra le tiraran huevos a la Thatcher o a Blair -no por la ideología de ambos, sino porque son los riesgos del trabajo que habían escogido; por la radicalidad de los programas que avanzaban; y la dificultad de los votantes para expresarse por otros medios de modo de poder razonablemente torcer la voluntad de sus representantes. Por supuesto que la agresión física me parece mal, pero eso, por un lado, ya lo cubrimos con la figura de las lesiones, y por otro lado, ni el diputado Rossi (recientemente escrachado) ni, pongamos, los ex jueces de la Corte, en su momento, fueron objeto de agresión física, aunque si de repudio en sus domicilios. La propuesta es: no asimilemos indebida y tramposamente escrache a nazismo; aceptemos, como diría Fiss, que la democracia no es sólo voto periódico, y que bien puede incluir manifestaciones de protesta frente a los domicilios de los representantes, por ejemplo; y –como siempre- lo más importante, distingamos, porque no es todo lo mismo: un silbido o un abucheo no es lo mismo que un cascotazo, no, y no necesitamos estudiar derecho para poder hacer y aplicar este tipo de distinciones, aunque algunos estén interesados en mezclarlo todo.


 

AVIZORA.COM
Política de Privacidad
Webmaster: webmaster@avizora.com
Copyright © 2001 m.
Avizora.com