Cargando


 

Avizora Atajo Publicaciones

Biografías críticas

Biografías

India

Ir al catálogo de monografías
y textos sobre otros temas

Glosarios - Biografías
Textos históricos

ENLACES RECOMENDADOS:

- Historia de India
-
Guerra nuclear preventiva contra Irán
- CIA
-
El día que murió la diplomacia
- Mahatma Gandhi

 

 

. Quién es Sonia Gandhi

191210 - La crisis del agua en la India

2009

240509 - Después de las Elecciones 2009 es compleja la situación política

170509 -
El Partido del Congreso de Sonia Gandhi gana las elecciones indias

160509 - Elecciones 2009: Ganó el Partido del Congreso y BJP admite derrota

160509 - La India y Occidente y las elecciones 2009

291108 - Cómo fue el ataque a Bombay

291108 -
El ataque de Mumbai

250708 - India: acuerdo en Washington, ruptura en Delhi
 

2007

210707 -
Pratibha Patil, primera mujer presidente de la India

2004

0504
- Manmohan Singh es el Primer Ministro tras un golpe efectivo del terrorismo de mercado.
El mundo de las finanzas considera que India vive una especie de "milagro" económico, pero es incapaz de explicar porqué la mitad de la población, 500 millones, vive en la pobreza

Manmohan Singh, ex ministro de Finanzas y visto como un respetado forjador de consensos, fue nombrado ayer primer ministro de la India luego de que el martes Sonia Gandhi renunciara a ocupar ese cargo por fuertes presiones de los mercados.

El nombramiento de Singh, de 71 años, considerado el arquitecto de las reformas que cambiaron la economía de la mayor democracia mundial, fue oficializado ayer después del encuentro entre miembros del Partido del Congreso y de otras agrupaciones con el presidente Abdul Kalam.

El nuevo premier estaba acompañado por Sonia Gandhi, quien no modificó su posición a pesar de las renuncias en bloque de los miembros del comité central de su partido y de las manifestaciones de centenares de sus seguidores ante su residencia.


"Me siento humilde", dijo Singh al dar un paso atrás para que Gandhi tomara la palabra en primer término ante los periodistas. Cuando ella le dio un suave empujón, afirmó: "La nación dio este mandato. El mandato era para Sonia Gandhi"

Sonia Gandhi renunció a su cargo en medio de los vientos de violencia -en un país muy violento- que los mercados se encargaron de impulsar. Amenazas, intimidaciones y boicot, menudearon en la India desde que se supo el resultado que favoreció a Gandhi

Muy pocos dudan de las habilidades de Singh como administrador y economista.

Esa reputación la logró este académico, que estudió economía en las universidades de Oxford y Cambridge, cuando dejó el salón de clases por una carrera como funcionario público en el cargo de ministro de finanzas.

Ese nombramiento surgió en 1991 en un momento en que las cuentas públicas de la India se trazaban en tinta roja y deambulaba el amenazador fantasma de la bancarrota.

En ese entonces el país tenía un alarmante e insostenible déficit fiscal de 8,5% del producto interno bruto, y las reservas internacionales habían caído hasta un nivel de US$1.000 millones, el equivalente a 2 semanas de importaciones.

En medio de semejantes condiciones, Singh apeló a la palabra de Víctor Hugo y marcó el inicio de su período como encargado de las finanzas públicas con la cita: "Ningún poder sobre la tierra puede detener una idea a la que le ha llegado la hora".

A partir de este momento, lanzó un ambicioso programa económico sin precedente en la India, el cual recibió completo respaldo del partido del entonces gobierno del premier Narasimha Rao.

Este miércoles Singh, no dejó el tema económico de lado, y entre sus primeras palabras incluyó un mensaje para los mercados: "siempre hemos dicho que continuarán las reformas económicas con énfasis en el factor humano. Le daremos a nuestra gente y al mundo un modelo de reformas que se sumará al proceso de desarrollo, generando oportunidades para los pobres y desfavorecidos"

A Singh se le atribuye haber simplificado el sistema tributario y haber removido los estrictos controles para propiciar un ambiente favorable a los negocios e inversiones.

Ello impulsó la economía, especialmente el sector industrial, mientras que la inflación era controlada y la tasa de crecimiento se mantuvo de manera sostenida a lo largo del resto de la década de los noventa.

La principal credencial que acompaña a Singh es que durante el tiempo que estuvo a cargo de las finanzas estatales, el producto interno bruto de la India logró un alza promedio de 7% anual.

Precisamente una de las razones que según los analistas, provocó la salida del primer ministro Atal Behari Vajpayee, habría sido el mal desempaño de la economía.

El nombramiento de Singh además busca darle tranquilidad a los mercados financieros, que el martes se desplomaron 11% en las primeras horas de transacciones, lo que provocó el cierre de operaciones bursátiles.

De acuerdo al analista de la BBC Soutik Biswas, "los mercados definitivamente se sentirán más tranquilos con la llegada de Singh, aunque dirigir un país entero es algo mucho más complejo".

"Por ello es necesario ver si el nuevo premier es capaz de mantener a sus actuales aliados pero conservando su propia independencia. Eso es otra cosa", apuntó Biswas

Terrorismo de mercado. En el mundo globalizado los mercado, que algunos consideran omnipotentes, pueden impedir que se cumpla algo tan importante como la voluntad popular
Sonia Gandhi renuncia a su cargo en medio de los vientos de violencia -en un país muy violento- que los mercados se encargan de impulsar. Amenazas, intimidaciones y boicot, menudearon en la India desde que se supo el resultado que favoreció a Gandhi

Sonia Gandhi, presidenta del Partido del Congreso de la India, anunció hoy en medio de las protestas de sus partidarios que no será primera ministra del país, cargo que posiblemente ocupará el ex ministro de Finanzas Manmohan Singh


Singh, un tecnócrata de 71 años de edad al cual Sonia Gandhi querría ver como el próximo primer ministro de la India, según comentaristas políticos, orquestó las reformas financieras que ayudaron a transformar a la India en una potencia económica regional.

Las versiones del martes de que Singh podría ser el próximo primer ministro contribuyeron a una fuerte alza en los mercados de valores del país, un día después de sufrir las peores pérdidas de su historia.
 

"Cuando los mercados recibieron información de que Sonia no sería primera ministra, recibieron un gran estímulo", dijo Sindhu Sameer, ejecutivo de la empresa de valores Batlivala & Karani, de Bombay. "Si Sonia está afuera, entonces Manmohan está adentro. El es el paladín de las reformas en la India".

Singh, quien estudió en la universidad de Oxford, fue elegido por Gandhi para liderar el nuevo gobierno, indicaron emisoras de televisión citando funcionarios no identificados del partido del Congreso.

El partido del Congreso de Gandhi y sus aliados derrotaron al partido nacionalista hindú del primer ministro Atal Bihari Vajpayee y su Alianza Nacional Democrática en comicios que concluyeron la semana pasada.

Se esperaba que Gandhi se convirtiera en la primera ministra, pero el martes dijo que no deseaba el cargo.

Singh, quien pasó varios años en diferentes puestos del gobierno, emergió de una relativa obscuridad en 1991 y se convirtió en ministro de finanzas en un gobierno de coalición encabezado por el partido del Congreso. Se le atribuyen reformas que permitieron poner fin al estancamiento de la economía india.

Durante el gobierno de 1991-1996, Singh propuso drásticas reformas que incluyeron la devaluación de la rupia, la reducción de subsidios para productos fabricados en el país, y la privatización de algunas empresas estatales.

En un país donde la norma han sido las empresas controladas por el estado, los cambios fueron algo parecido a una revolución. Para el 2004 la economía de la India, que estuvo estancada durante décadas, tenía un crecimiento de más del 8% anual.

Pero, como el gobierno saliente descubrió la semana pasada cuando su campaña por "dar brillo a la India" fracasó con los votantes, el milagro económico del país no alcanzó a la mayoría de la población.

En tanto el ingreso per cápita ha subido en años recientes, cientos de millones de indios viven en la pobreza, en tanto decenas de millones en aldeas carecen de electricidad, de agua potable, o de asistencia médica
 

Sonia Gandhi
Sonia es viuda de Rajiv Gandhi, el ex primer ministro, asesinado por radicales tamiles de Sri Lanka en 1991 La suegra de Sonia, Indira Gandhi, también cumplió varios mandatos como primera ministra y dominó la política india desde fines de los años 60 hasta su propio asesinato, en 1984
De origen italiano, recién se nacionalizó india en 1984. Su vida cambió cuando se convirtió en universitaria en Gran Bretaña, donde se enamoró de Rajiv, hijo de la entonces primera ministra Indira Gandhi y nieto de Nehru. Y aunque siempre había mantenido un bajo perfil, cuando asesinaron a su esposo en 1991 decidió alzar la voz para mantener viva la reputación de su marido muerto, a quien el Partido Bharativa Janatta de Vajpayee lo acusaba de conducir a la pobreza al pueblo indio. En 1998 decidió entrar a la arena política y apoyar al partido opositor al gobierno (Comité de Trabajadores en el Congreso). Sus detractores la acusan de utilizar formas autoritarias para mantener el control y de ser extranjera

0504 - ¿Quién le teme a Sonia Gandhi?
La Bolsa de Bombay sufrió una caída de un 11% tras un día en el que las operaciones se vieron suspendidas dos veces.

Según los analistas, la caída la la bolsa responde al temor entre los inversionistas y hombres de negocios en general por la victoria del Partido del Congreso, liderado por Sonia Gandhi

Este tipo de reacciones ("temores") parece ser una constante del mundo de las finanzas, como una manera de demostrar su disconformidad -y el poder desestabilizador que poseen- contra todas aquellas propuesta de realización y mejoramiento social que se opongan a sus intereses puramente mercantilistas

Se cree que la llegada de partidos de izquierda a la coalición de gobierno podría frenar los programas de liberalización y privatización lanzados por la actual alianza gobernante

Pero no cabe duda de que estos programas no parecen haber resuelto uno de los más importantes problemas del país: sus 500 millones de pobres

Se espera que Sonia Gandhi jure como primera ministra el próximo miércoles.

El Partido Comunista aún se encuentra decidiendo si se unirá a la coalición del gobierno formalmente o la respaldará desde fuera

El índice Sensi perdió un 10% de su valor y cayó por debajo de la marca "psicológica" de los 5.000 puntos, lo que llevó a las autoridades bursátiles a suspender las transacciones por una hora.

Poco después de la reapertura, el Sensei cayó 550 puntos más, y la bolsa se volvió a cerrar.

Al mediodía comenzaron de nuevo las transacciones, y al cierre de los mercados el índice cayó un 11%.

Los analistas atribuyen la caída a que algunos inversionistas institucionales extranjeros comenzaron a vender sus acciones.

"Sus expectativas sobre India eran muy altas. Ahora están nerviosos por la dirección que tomará el nuevo gobierno respecto a las reformas y se están retirando", dijo a la BBC el analista de mercados Debashish Basu.

Manhoman Singh, quien se espera se convierta en el próximo ministro de Finanzas, dijo que "no hay ninguna necesidad de que los mercados financieros entren en pánico. Habrá estabilidad y transparencia en todas las políticas".

Sin embargo, aún se desconoce cuáles serán las condiciones de los partidos de izquierda para apoyar al gobierno de coalición

Una democracia de 1000 millones

Sonia Gandhi, líder del Partido del Congreso, venció al premier Atal Bihari Vajpayee

Ghandi formará una alianza
Derrotó, contra todos los pronósticos electorales, a la coalición de Vajpayee, quién renunció

  • Después de 10 años de oposición, la dinastía Nehru-Gandhi se preparaba ayer para regresar al poder en la India, luego de la sorpresiva victoria electoral que reflejó el descontento de millones de ciudadanos marginados del crecimiento económico registrado en los últimos años.

    La Alianza Democrática Nacional, liderada por el Partido Bharatiya Janata (PBJ), del primer ministro Atal Bihari Vajpayee, admitió ayer su derrota y despejó el camino para que la opositora Sonia Gandhi -nacida en Italia y viuda del asesinado primer ministro Rajiv Gandhi- asuma el control de la democracia más grande del mundo.

    Pese a que Vajpayee presentó anoche su renuncia ante el presidente A. P. J. Abdul Kalam, permanecerá en funciones hasta que quede constituido el nuevo gobierno, probablemente mañana.

    El opositor Partido del Congreso y sus aliados consiguieron 217 escaños parlamentarios, que, sumados a los de las otras fuerzas de izquierda, serían suficientes para conformar un nuevo gobierno.

    "En los próximos días se iniciará el proceso de formar gobierno", manifestó Gandhi en una conferencia de prensa. Los comicios, en los que participaron 370 millones de votantes, se celebraron en cinco jornadas electorales entre el 20 de abril y el 10 del actual.

    "Nos aseguraremos de que este país tenga un gobierno fuerte, estable y secular", sostuvo Gandhi para tranquilidad de los mercados financieros.

    La Bolsa de Bombay cayó, al inicio de las operaciones, un 4%, pero cerró con ganancias.

    Gandhi evitó señalar si se convertirá en la próxima primera ministra. Solamente dijo que la decisión la tomarán los líderes de la alianza mañana; ayer persistían rumores de que algunas agrupaciones no apoyarían a Gandhi por su origen italiano.

    En tanto, el nacionalista PBJ y sus aliados obtuvieron 187 escaños, y otros partidos pequeños e independientes lograron 73.

    La campaña de Vajpayee se concentró en las negociaciones de paz con Paquistán -país con el que la India se enfrentó en tres guerras- y en el impresionante crecimiento económico de los últimos años, que con una tasa promedio anual del 6% sólo se compara al de China.

    Asimismo, bajo el lema "La India reluce", la alianza nacionalista resaltó el desarrollo alcanzado por el país, reflejado en el aumento de empresas tecnológicas, que transformaron al subcontinente en el segundo exportador mundial de software.

    Pero la campaña de Gandhi logró capitalizar la frustración de quienes quedaron fuera de las estadísticas oficiales: alrededor de la tercera parte de los mil millones de indios sobrevive con menos de un dólar diario.

    "Este resultado muestra que éste es el partido de la gente común", señaló una vocera del Partido del Congreso, cuyos seguidores tradicionalmente han pertenecido a las clases menos privilegiadas.

    En realidad, en lo único que coinciden la alianza de Vajpayee y el partido de Gandhi es en la necesidad de alcanzar la paz con Paquistán y evitar una peligrosa carrera armamentista entre las dos potencias nucleares.

    "Hemos traspasado el gobierno, pero no nuestra responsabilidad de servir a la nación", dijo anoche Vajpayee en un discurso. Muchos dudan de que el ahora ex mandatario, de 79 años, continúe activo en política.

    En cambio, la dinastía fundada por Jawaharlal Nehru -mandatario de la India desde 1947, cuando el país alcanzó la independencia, hasta su muerte, en 1964- y seguida por la primera ministra Indira Gandhi y su hijo Rajiv, ambos asesinados, parece haber encontrado en Sonia la continuidad del protagonismo político de la familia.

    <<<Anteriores - Siguientes>>>


  •  

    AVIZORA.COM
    Política de Privacidad
    Webmaster: webmaster@avizora.com
    Copyright © 2001 m.
    Avizora.com