Cargando


 

Avizora Atajo Publicaciones Noticias

Biografías

Internet y Ciberespacio
Del Broadcast al Podcast

Ir al catálogo de monografías
y textos sobre otros temas

Glosarios - Biografías
Textos históricos

ENLACES RECOMENDADOS:

- Problemas que genera Facebook
- Viagra o sildenafil: Preguntas y Respuestas
- Sobre facebook
-
Por qué Cuba es mejor país que EEUU
-
¿Quién está detrás de Facebook?

 


000000 - María Victoria Romero - Las campañas políticas del siglo XXI (280309)

¿La calle y la plaza son historia? La TV parece que también. Ahora todo se direcciona desde las nuevas tecnologías, Internet y sus variantes.

Si hasta hace unos años la televisión devenía en el escenario por excelencia, donde políticos, con un arsenal de “marketing” político, competían por ganar electores, en la actualidad la tendencia parece convertir a la web 2.0 y las nuevas tecnologías en el nuevo espacio donde lo político y la política montarán su espectáculo. La tradicional modalidad Broadcast parece convertirse en Podcast.


La TV como el gran escenario de los políticos, donde los debates entre candidatos se parecían a una competencia deportiva con tintes de espectáculo, personalización y show, parece que dejaron en el olvido los discursos y los escenarios tradicionales. La Web hizo su irrupción. Una estrategia que por un lado puede servir para cooptar más votantes pero por el otro deja al descubierto la brecha digital que actualmente existe en el mundo.

Gurús de la tecnología sostienen en forma ferviente que aquel político que no se adapte a la Web 2.0 no existirá no sólo virtualmente sino que, físicamente, se encontrará fuera del espacio. En las últimas elecciones presidenciales de España y Estados Unidos, Internet fue uno de los mayores protagonistas.

De acuerdo al Centro de Investigaciones Sociológicas de España (CIS), si bien España está lejos de alcanzar los niveles de ciber política de los Estados Unidos, un 10 por ciento de los españoles siguió la campaña electoral por Internet. Entre los estadounidenses los índices se aproximan al 46 por ciento, es decir casi a la mitad de la población que se informa al respecto.

En la campaña presidencial de Barack Obama, el “marketing” político 2.0 se convirtió en una de las peculiaridades del candidato demócrata. En my.barackobama.com en versión en español, los votantes tenían la posibilidad de interactuar con Barack Obama y sus asesores. Es decir que se abría un canal de comunicación diferente a los que ofrece el acto político, la TV o el mensaje de texto por celular. (Ver: “Obama desafía al racismo en las urnas”. APM 10/11/2008)

Uno de los motivos del éxito de la campaña de Barack Obama se debe a que, a los pocos días de anunciar su candidatura, el candidato se unió a Chris Hugues, uno de los creadores de la red social Facebook. "Los políticos tenían que darse cuenta de que hay muchos votantes activos que se conectan a aplicaciones como Facebook", explicaba Hughes, el “Gurú de organización online", en medio de un acto electoral. (Ver: “Un gran hermano en el ciberespacio”. APM 1/03/2009)

La red de Barack se construyó de una manera similar a la de Facebook, con aplicaciones que permitían planificar eventos, mandar un mensaje y tener respuesta, añadir amigos e invitar a otras personas a unirse a la Red de apoyo a Obama. A mayor cantidad de simpatías electorales; crecen los apoyos y los fondos.

En América Latina, la mayoría de los políticos también tienen su presencia virtual para acercarse más a una franja electoral que posee acceso a las Tecnologías de Comunicación e Información (TICs). Los mandatarios Evo Morales, Daniel Ortega, Fernando Lugo, Cristina Fernández, entre otros, si bien no montaron una campaña cien por ciento on line, subieron su plan de gobierno, antecedentes académicos y profesionales, discursos y acciones políticas, fuera de la tradicional página oficial de la presidencia.

Mauricio Funes, el presidente electo de El Salvador, utilizó la web como otro medio para su campaña. Allí se pueden ver fotos y videos de discursos multitudinarios de Funes, consultar la agenda del mandatario y dejarle mensajes.

El desembarco de los políticos en redes sociales, blogs, páginas web y las últimas y fascinantes innovaciones tecnológicas, busca estrechar lazos con ciudadanos a los que, con las formas tradicionales de la política, les resultaría un tanto difícil llegar. Ciudadanos que nunca asistirían a un acto político o pocas veces optarían por verlo en la TV, pero que en el ciberespacio -su lugar identatario- se encuentran a sólo un clic de ellos y pueden unirse a un candidato, por su odio o por amor.

Sucede que la web y sus herramientas tecnológicas dan espacio para la interacción. Es posible bajar audios con discursos o declaraciones, textos con informes especiales y fotos, sin costo alguno y con libre y gratuita disposición para todos los usuarios de Internet.

Internet hace a la información y ésta a la transparencia. Por eso, los dirigentes necesitan y deben estar en Internet”, dice en su página web Aníbal Ibarra, el ex jefe de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires y ahora referente del Frente Progresista y Nacional. “En el actual sistema de medios -añade el político- cada vez más propensos a emitir un mensaje único y dominante, el candidato puede convertirse en productor de su propia noticia y difundirla más allá que tenga o no espacio en los medios tradicionales”.

De esta forma, se logra que la comunicación sea entre personas sin intervención de los grandes medios masivos. Otro político argentino que ancló en la Web es Francisco de Narváez, quien además de sus apariciones televisivas, también aprovecha los servicios del ciberespacio para disparar todo el arsenal de ideas represivas con el que promete abordar el problema de delito.

No obstante, esa intervención por fuera de los grandes medios masivos y tradicionales abre un interrogante: ¿qué pasa con aquellas personas que no cuentan con recursos económicos ni educación que les permitan acceder al contacto Web con los candidatos?

Para esa franja del electorado, la política y la campaña todavía son espectáculos de una TV que muestra a políticos representantes de los sectores más pudientes de la sociedad, parados en medio de un basural de la mano de un chico pobre, tratando con obtener votos a cambio de promesas luego incumplidas.

En el sitio de Campañas y Acción Política en Internet, se indica que, desde 1997, los candidatos argentinos se suben a la Web para comunicar sus ideas a la hora de hacer campaña. Pero no fue hasta las elecciones de 2007 que hubo un vuelco masivo a usar las TICs

Según in informe del Instituto Política y Democracia de la Sociedad de la Información para las Américas (IPD-SIA), el 95 por ciento de los candidatos a la Presidencia, a la Jefatura de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires y a Gobernador de las principales provincias de Argentina utilizaron la Web para sus campañas.

Sin embargo, el mismo informe asegura que el desarrollo de las campañas es aún incipiente en cuanto a su potencial. El 50 por ciento de los candidatos se acordó tarde; y eso lo demuestra las fechas de registro de sus dominios en Internet, algunos efectuándolo hasta un mes antes de la elección general.

La tendencia Web 2.0 crece y el “marketing” político se extiende a otros sectores del electorado y la campaña política pasa del Broadcast al Podcast. Los políticos se actualizan y ya no sólo utilizan la campaña en las calles, en los medios, en los celulares y en los Ipod, sino que presentan su blog y comienzan a aparecer en redes sociales como “amigos”.

Un cambio de las formas de hacer política en pleno siglo XXI y conforme al desarrollo de las TICS, pero que deja al descubierto a la vieja y lamentable política, aquella que sigue viendo a los excluidos de siempre como blanco de la demagogia y como material de uso y descarte.
- APM

 


 

AVIZORA.COM
Política de Privacidad
Webmaster: webmaster@avizora.com
Copyright © 2001 m.
Avizora.com