Google

Avizora - Atajo Google


 

Avizora Atajo Publicaciones Noticias Biografías

Biografías
Benny Goodman

Ir al catálogo de monografías
y textos sobre otros temas

Glosarios - Biografías
Textos históricos

ENLACES RECOMENDADOS:

- Música
- Alerta Barrick Gold
-
David Frost logró que R Nixon pida perdón
-
Sherlock Holmes y su sombra Conan Doyle
-
¿Qué hacer con la OEA?

 

Google

Avizora - Atajo Google


300509 - 100 años del Rey del "swing"

El clarinetista y director de orquesta Benny Goodman, conocido también como el "Rey del swing", habría cumplido 100 años de edad este 30 de mayo.

Benjamin David Goodman nace en Chicago el 30 de mayo de 1909 y muere en Nueva York el 13 de junio de 1986.
Benny Goodman, clarinetista y director de jazz estadounidense, también conocido como El rey del swing, es, junto con Glenn Miller y Count Basie, el máximo representante de este estilo jazzístico.
Director de una de las big band más populares de su época, desarrolló sobre todo la variante más suave del género, la de las sweet bands, y fue el iniciador de la llamada era del swing.
Una de sus canciones más famosas es, por ejemplo, "Sing, sing, sing (with a swing)", empleada en múltiples bandas sonoras y obras de teatro y musicales, aparte de ser una de las canciones destacadas entre las mejores por los Grammy.


El sonido típico de su orquesta (o "big band"), así como el de su clarinete dibujando frases musicales por encima de los arreglos orquestales, marcó una época que abarca más de dos décadas, y puso al jazz en la primera línea de la música popular estadounidense en los años 30 y 40.

Su influencia sobre otras "big bands" fue notable y los amantes de ese tipo de agrupaciones orquestales, así como del estilo llamado "swing", de nuevas y viejas generaciones, todavía le admiran y le veneran en la actualidad.

Goodman tocaba su clarinete con una mezcla de fervor y delicadeza, y podía interpretar tanto música clásica, especialmente Mozart, como sincopados solos de jazz plenos de swing.

A él se le atribuye haber trasladado al jazz desde las salas de baile y clubes nocturnos a las salas de concierto (con su histórica presentación en el Carnegie Hall, en 1938), elevándolo desde la categoría de "música para fiestas" a la de "música respetable".

Fue el primer director blanco que incorporó a músicos de raza negra a su orquesta y que se negó a tocar conciertos en estados que imponían la segregación racial, algo que demandaba mucho coraje y valor en esos días

Comienzos duros

Benny Goodman fue el noveno de doce hermanos, miembros de una familia de inmigrantes pobres. Su padre era un sastre proveniente de Varsovia, pero que tuvo que trabajar en una fábrica que apestaba a manteca, y su madre era también inmigrante europea, aunque ambos se conocieron en Estados Unidos.

Hubo períodos en los que la familia carecía de suficiente dinero para comer y vestirse adecuadamente y a los 10 años su padre inscribió al pequeño Benny en clases de clarinete gratuitas en la sinagoga local.

También en ese período recibió clases del clarinetista clásico Franz Schoepp. Muy pronto Goodman estuvo en condiciones de tocar en agrupaciones orquestales y a los 16 años de edad se incorporó a la banda de Benny Pollack, una de las principales orquestas de Chicago, realizando su primera grabación en 1926.

Dos años después su padre murió sorpresivamente en un accidente de tráfico, lo que constituyó un duro golpe para la familia. Hasta el final de su vida, Benny Goodman se lamentó de que su padre no hubiera podido ver el éxito que posteriormente tuvo su hijo.

"Ejecutar bien la música, me significó poder escapar de la pobreza", dijo Goodman reiteradamente en diversas entrevistas.

Carrera vertiginosa

Goodman se trasladó a Nueva York y se transformó en un destacado clarinetista a fines de los años 20, estableciéndose una reputación de músico confiable y virtuoso, pudiendo así tocar en varias de las más famosas orquestas de esa ciudad y grabar sesiones clásicas con el sello Columbia.

Fue en esa época que Goodman formó su primera orquesta.

Siendo también un hombre con una buena visión para los negocios, Goodman aprovechó el colapso de la bolsa de valores de 1929 y le compró a Fletcher Henderson, un compositor y director de orquesta afro-estadounidense, todas sus partituras y arreglos. Además contrató a algunos de los músicos de la orquesta de Henderson para que enseñaran a los propios músicos de Goodman a interpretar esos arreglos.

Esa combinación de partituras de Henderson, la forma sólida de tocar clarinete de Goodman, y la disciplina y buena preparación de sus músicos hizo que se convirtiera en una estrella. El famoso director de la época, Chick Webb (con el que cantaba en sus comienzos Ella Fitzgerald) le pasó a Benny Goodman el título de "Rey del swing", que hasta ese momento tenía Webb, aunque sólo en el barrio de Harlem.

La orquesta de Benny Goodman se hizo famosa también por sus transmisiones radiales desde Nueva York, que eran escuchadas por miles en toda la región que abarcaban las ondas radiales en la llamada "Costa del Este".

Sin embargo su fama llegó también al resto del país, hasta la costa del pacífico.

Goodman y su orquesta comenzaron a realizar giras que, al comienzo, no tuvieron mucho éxito, pero pronto las cosas cambiaron y con la ayuda de músicos famosos en su agrupación, como el baterista Gene Krupa, el trompetista Bunny Berigan y la cantante Helen Ward, las giras gozaron de mucho éxito.

Los periódicos de la época comenzaron a hablar de "una nueva moda" o "tendencia" entre la juventud, originada por la orquesta de Benny Goodman: la de dejar de bailar en los salones de baile, para agruparse, de pie, frente al escenario de la orquesta a escuchar y aplaudir a los músicos de jazz.

Los historiadores y críticos de jazz señalan ese momento como el comienzo de la era de las "big bands", ya que la fama de esta orquesta hizo que surgieran muchas otras similares, de entre 15 y 20 músicos.

Cambia el rostro del jazz

En el año 1938 la orquesta de Benny Goodman fue la primera agrupación de su tipo en tocar en la conservadora (hasta entonces) sala de conciertos Carnegie, en Nueva York, incorporando al jazz a esa clase de auditorios.

Las entradas para ese concierto se agotaron semanas antes de la fecha de actuación. El concierto, el 16 de enero, aunque con un comienzo un tanto frío por parte del público, fue finalmente un éxito total y la grabación del mismo es hoy un documento histórico y legendario que todavía se vende en nuevos formatos, como CDs.

La presentación comenzó con tres de los grandes éxitos de la orquesta, "Don´t Be That Way", "Sometimes I'm Happy" y "One O'Clock Jump". Más adelante hubo una "jam session" con músicos invitados de las orquestas de Count Basie y de Duke Ellington". Y luego hubo actuaciones también del cuarteto y trío de Benny Goodman.

La presentación terminó con uno de los mayores éxitos de la banda, la composición "Sing, Sing, Sing" que casi echó abajo el teatro con los aplausos y la entusiasta recepción del público.

Muchos consideran este concierto como el más importante de toda la historia del jazz, por haberle abierto las puertas a este tipo de música hacia un campo de más prestigio y respeto.

Revolucionario

Goodman también sorprendió a los críticos y al público de jazz al integrar a su orquesta un instrumento casi desconocido hasta entonces: el vibráfono.

El músico (de raza negra) que tocaba dicho instrumento era Lionel Hampton, considerado hoy como uno de los "gigantes" del jazz (ver nota relacionada sobre Hampton).

El hecho de incorporar a músicos negros a su orquesta fue realmente revolucionario en esos días, cuando las agrupaciones eran, o de una raza o de la otra. Goodman vino a romper ese tipo de segregación.

Se negó igualmente a tocar en lugares o en estados que imponían la segregación racial y en varias oportunidades, durante las giras, retiró a todos sus músicos de hoteles cuyo personal demostraba actitudes racistas.

Fue también el primero en formar conjuntos pequeños (de "cámara") con miembros de su orquesta, como el legendario cuarteto sin contrabajo integrado por él en clarinete; Lionel Hampton, vibráfono; Teddy Wilson , piano, y Gene Krupa, batería. Krupa, que gozaba de una inmensa popularidad, fue el baterista más influyente de la primera mitad del siglo pasado.

Otro aspecto totalmente novedoso fue el de incorporar una guitarra eléctrica a la orquesta, pero no sólo como guitarra rítmica, sino como instrumento solista. El guitarrista que Goodman llevó a su orquesta es otro de los maestros de la historia del jazz: Charlie Christian, quien fue también integrante del sexteto de Goodman.

Su música llegó además a la industria del cine en Hollywood. Su orquesta tomó parte en una serie de películas, entre ellas "Stage Door Canteen", con la cantante Peggy Lee. Hubo otras que usaron algunos de sus temas musicales y también se hizo una cinta cinematográfica sobre la historia personal y musical de Benny Goodman.

Hay muchos quienes comentan que Goodman era demasiado exigente con sus músicos y que, a veces, no les pagaba como era debido. Las cantantes Helen Forrest y Peggy Lee han señalado en sus biografías que los peores momentos de sus carreras fueron aquellos con Goodman.

Haya sido así o no, muchos de los músicos que pasaron por la orquesta de Goodman se transformaron en estrellas y posteriormente encabezaron sus propias bandas.

Tiempos modernos

A fines de los años 40 el auge del swing y de las big bands famosas comenzó a decaer y ello también afectó a la orquesta de Goodman. Pero éste siguió al frente de ella, así como del sexteto y cuarteto de jazz.

Por esos días, y a comienzos de los años 50, se estaban imponiendo conceptos totalmente nuevos en el jazz con el surgimiento de los estilos "be-bop" y "cool". Al comienzo Goodman se interesó por ellos y hasta comenzó a tocar "be-bop" y con músicos de esa escuela.

Dijo admirar mucho a Thelonious Monk, Charlie Parker y Dizzy Gillespie, pioneros de ese estilo. Pero a los pocos años cambió de opinión y sus comentarios al respecto se tornaron muy críticos. Decidió que él era el máximo exponente del estilo swing y optó por seguir siéndolo mientras pudiera.

En 1953 formó una nueva banda e hizo giras con los "All Stars" de Louis Armstrong las que, desafortunadamente, resultaron en un gran fracaso financiero y artístico. Los seguidores del jazz tenían ya su interés puesto en el llamado "jazz moderno".

Habiendo grabado música clásica en el pasado, Goodman decidió estudiar con uno de los mejores clarinetistas clásicos, Reginald Kell, por lo que tuvo que cambiar radicalmente sus técnicas de emboquillar y de digitación. Y lo logró.

Entre las grabaciones clásicas de Goodman se destacan obras de Mozart, Béla Bartok, Leonard Bernstein, Igor Stravinsky, Aaron Copland, Debussy, Brahms, Beethoven, Weber y Carl Nielsen.

Se ha dicho innumerables veces que Benny Goodman hizo lo mismo que Elvis Presley muchos años después: Goodman llevó el jazz a un auditorio de raza blanca, así como Presley hizo lo mismo con los Rhythm & Blues y el Rock and Roll.

Fue también uno de los primeros en llevar orquestas de jazz, en giras "culturales", al lejano Oriente y a la ex Unión Soviética, donde fue recibido por un público altamente receptivo y cálido.

Durante su carrera artística, especialmente en las últimas décadas, recibió innumerables galardones internacionales y reconocimientos académicos.

A pesar de una salud frágil, Benny Goodman siguió tocando y grabando jazz, ocasionalmente, hasta el momento de su muerte, en 1986, a la edad de 77 años.

Su nombre ha quedado entre los de Louis Armstrong, Duke Ellington, Charlie Parker, John Coltrane y otros de los grandes de la historia del jazz, así como en las "galerías de la fama" de más prestigio en su país.

Nota de Atajo

Swing

Cuando decimos Swing (Movimiento) hacemos referencia tanto a un estilo musical dentro del desarrollo del jazz, como a una cualidad musical inefable (en un sentido similar al de la palabra duende aplicada al flamenco, la palabra flow aplicada al Hip Hop, la palabra tumbao aplicada a la salsa, o la palabra riddim aplicada al reggae).
También se dice de una interpretación (normalmente, vinculada al jazz) que tiene swing cuando se quiere resaltar que el intérprete ha logrado conferirle una cualidad rítmica especial en algún sentido.
 

 


 

AVIZORA.COM
Política de Privacidad
Webmaster: webmaster@avizora.com
Copyright © 2001 m.
Avizora.com