Cargando


 

Avizora Atajo Publicaciones

Biografías críticas

Biografías

Biografías
Rafael Leónidas Trujillo

Ir al catálogo de monografías
y textos sobre otros temas

Glosarios - Biografías
Textos históricos

ENLACES RECOMENDADOS:

- República Dominicana
- El crimen de las hermanas Mirabal
-
Túpac Amaru Padre de la Emancipación...
- Estados Unidos
- Imágenes torturadas
Susan Sontag

 

Google

Avizora - Atajo Google


Rafael Leónidas Trujillo

. Trujillo
. Rafael Leonidas Trujillo, “La verdad de su muerte”

101109 - Trujillo nació en San Cristóbal, República Dominicana, el 24 de octubre de 1891. Fueron sus padres José Trujillo Valdez, pequeño comerciante descendiente de un sargento (posiblemente de origen canario), del cuerpo de Sanidad Militar del Ejército Español que llegó al país en 1861, y Altagracia Julia Molina, hija de Pedro Molina, campesino dominicano, y de Luisa Ercina Chevalier, hija a su vez de un oficial haitiano de los tiempos de la ocupación de 1822.

La infancia de Trujillo transcurrió de manera relativamente incolora y no fue diferente a la de cualquier niño de esa época. Su instrucción elemental fue irregular y bastante limitada. A los seis años fue inscrito en la escuela de Juan Hilario Meriño que funcionaba en la casa de su dueño como era costumbre en esos tiempos. En San Cristóbal operaban para entonces cuatro escuelas en casas familiares y, la más grande de ellas era dirigida por la abuela de Rafael Leonidas, Luisa Ercina Chevalier que instruía a unos 63 alumnos. Trujillo asistió a la escuela de Meriño por espacio de un año, aproximadamente, aprendiendo lectura elemental. De allí pasó al colegio de Pablo Barinas, discípulo de Eugenio María de Hostos radicado en San Cristóbal, y permaneció allí unos tres o cuatro años.

Se dice que Trujillo fue un estudiante "normal y atento" y sus profesores opinaban que era inteligente, llamando poderosamente la atención que su principal interés, manifestado a nivel casi obsesivo, era lucir aseado y reluciente. En la adolescencia mostró una sexualidad bien marcada que dirigía de manera manifiesta a todas las mujeres en su entorno.

Al cumplir los 16 años un tío materno suyo, Plinio Pina Chevalier, le consiguió un empleo de telegrafista, trabajo que desempeñó en Baní y Santo Domingo por unos tres años, aunque la mayor parte de su actividad la desplegó en San Cristóbal, donde residía junto a sus padres en la calle Constitución. Trujillo recibía un sueldo de 25 dólares al mes.

Entre los años de 1910 y 1916 se rumoró la participación de Trujillo, junto a su hermano José Arismendy (Petán), en actividades delictivas tales como robo de ganado, entre otras. En cierta ocasión fue convicto por la falsificación de u cheque o pagaré, por lo cual se le impuso una multa y pena de cárcel. También fue vinculado a la desaparición de cierta suma de dinero en la oficina postal de Santo Domingo.

En 1913, a la edad de 22 años, contrajo matrimonio con Aminta Ledesma, una campesina de San Cristóbal. Los padres de la joven, pobres y sin prestigio social consintieron de mal grado el matrimonio de su hija con Trujillo, de cuestionada reputación, porque la joven se encontraba embarazada de quien fue la primera hija de Rafael, a quien llamaron Flor de Oro.

La participación de Trujillo en asuntos públicos comienza más o menos por esos años (1913-1914) cuando se declara "horacista". Por el año de 1916 pasó a formar parte de una pandilla de maleantes que fue conocida como "La 44". Esta banda asaltaba las bodegas y almacenes que abastecían a los trabajadores en los ingenios azucareros y, además, practicaban el chantaje y todo tipo de violencia.

Trujillo contaba a la sazón 25 años de edad cuando comienzan sus trabajos en los ingenios. Trabajó como pesador 0 encargado de una báscula en un cargadero. Trabajó en San Isidro en una propiedad norteamericana, y más tarde en el ingenio Boca Chica, permaneciendo en este trabajo sólo el tiempo que duro una zafra. Más tarde tomó un empleo como guardacampestre recibiendo un sueldo de treinta dólares mensuales.

Al producirse en el país la intervención norteamericana su vida dio un giro que lo sacaría de los ingenios azucareros dando los primeros pasos de su carrera política y militar. En el año 1918 el Gobierno Militar Norteamericano desarmó la población y procedió a crear una especie de Guardia Nacional. Mediante una carta que escribiera al coronel C. F. Williams, comandante de este cuerpo y apoyándose en una carta de recomendación de la administración del Central Boca Chica, Trujillo solicitó el ingreso a ese cuerpo militar. Su solicitud fue aprobada el 27 de diciembre. Rápidamente fue ascendido a segundo teniente, prestando juramento el 11 de enero de 1919. Trujillo se convirtió en el teniente número 15 de los dieciséis que existían entonces en la Guardia Nacional.

Trujillo ascendió rápidamente en la escala jerárquica de la Guardia Nacional, atropellando, en El Seibo, a los patriotas que se levantaban contra la intervención.
 


Rafael Leónidas Trujillo


En 1921 Rafael L. Trujillo ingresó en una Academia Militar que fundara el Ejército de Ocupación en Haina y el 22 de diciembre de ese mismo año fue designado para ocupar la jefatura de la Guarnición de San Pedro de Macorís. Fue trasladado al Cibao en 1922 y, mientras se encontraba en San Francisco de Macorís fue ascendido a capitán sin pasar por el grado de primer teniente, algo irregular tomando en cuenta el escalafón militar pero, explicable debido a los "servicios" prestados por Rafael Leonidas al invasor norteamericano. Este ascenso fue acompañado por la reorganización de la Guardia Nacional, que se convirtió en Policia Nacional Dominicana, en la cual ocupó, muy poco tiempo después, el mando de la 10ª Compañía. También fue elogiado aquí por sus servicios y en los meses de mayo y agosto de 1923, antes de su nombramiento como inspector del primer distrito militar, Trujillo participó como estudiante en la Escuela de Oficiales del Departamento del Norte. En esta época, a pesar de que su formación era militar, comienzan a manifestarse sus inclinaciones políticas.

Al llegar el 1924 fue promovido en forma temporal al mando de la Guarnición del Departamento Norte y, en septiembre de ese mismo año, recibió el nombramiento definitivo, siendo ascendido al rango de mayor.

Al triunfar Horacio Vásquez en las elecciones que siguieron a la desocupación de las tropas norteamericanas en 1924, Trujillo recibió la petición de permanecer al frente de la Policía Nacional. El 6 de diciembre de ese mismo año el Presidente Vásquez lo promueve a teniente Coronel y le nombre Jefe del Estado Mayor.

Trujillo se divorcia de su esposa Aminta Ledesma quien obtiene la custodia de su hija Flor de Oro y una pensión de 100 pesos mensuales para la manutención de ésta. En 1925 contrae nuevamente matrimonio, esta vez con Bienvenida Ricardo, joven perteneciente a una destacada familia de Monte Cristy, lo que no impidió que continuara con sus amoríos extramaritales. El matrimonio cayó en una severa crisis al enamorarse Trujillo de la que sería su tercera y última esposa, María Martínez, perteneciente a una familia respetada aunque de baja escala social.
 

El 13 de agosto de 1927 Trujillo fue promovido a General de Brigada, cuatro días antes de la formal transformación de la Policia Nacional en Brigada Nacional. "Su constitución subsiguiente como Ejército Nacional, conforme a la Ley número 928, del 17 de mayo de 1928, completó el camino recorrido por Trujillo desde el grado de Segundo Teniente hasta el de General de Brigada y Comandante en Jefe del Ejército Nacional -todo ello en menos de diez años- al tiempo que señalaba su aparición como figura de notorio relieve en el panorama nacional." (Grassweller)

A finales de 1930 el país era un hervidero de protestas debido al deterioro del gobierno del Presidente Vásquez que había venido enfrentando serios problemas y atravesando por una etapa de despilfarro y negocios deshonestos, olvidando los intereses públicos. El enriquecimiento ilícito y la corrupción administrativa se generalizaron, produciendo la pérdida de control del Presidente quien además, pretendía reelegirse.

Apoyados por la mano amiga de la legación norteamericana se origina en Santiago un movimiento cívico militar con la intención de derrocar al gobierno. El representante civil fue el Lic. Rafael Estrella Ureña y Rafael L. Trujillo Molina, en ese momento Jefe del Ejército y General de Brigada, el militar. Los rebeldes produjeron un asalto a la fortaleza de Santiago y luego de la toma de la fortaleza marcharon hacia Santo Domingo. El Presidente Vásquez llamó a Trujillo para que enfrentase la situación, pero éste pretendió encontrarse enfermo. Vásquez acude a la Fortaleza Ozama donde Trujillo le manifiesta su adhesión. Se nombra entonces al Coronel José Alfonseca para dirigir las acciones militares, pero Trujillo lo sustituye con Simón Diaz quien tenía instrucciones de entenderse con los insurrectos.

A pocos días de escenificarse esta comedia, específicamente el 26 de febrero, las tropas rebeldes bajo el mando del general José Estrella (tío de la cabeza civil del movimiento), entraron sin luchar a la ciudad capital, gritando consignas a favor del Lic. Estrella Ureña y del General Trujillo.

En el local de la Legación Norteamericana fueron reunidos los leales al gobierno y los insurrectos, y luego de cumplir con algunos requisitos constitucionales, fue anunciada la renuncia del Presidente Vásquez y la formación de un nuevo gobierno que llevaba como Presidente al Lic. Rafael Estrella Ureña, aunque realmente era Trujillo quien controlaba la situación mediante los nombramientos de hombres de su confianza en puestos claves.

A pesar de que había prometido que no aspiraría a la presidencia del país, Trujillo es proclamado candidato el 18 de marzo de 1930 y electo presidente el 16 de mayo de ese mismo año. Todo asomo de oposición política fue eliminado mediante asesinatos, sobornos y persecuciones. Desde sus comienzos, el régimen de Trujillo se caracterizó abiertamente como una tiranía.

Uno de los primeros actos de barbarie que merece la pena recordar fue el asesinato en Santiago, el 1ro. de junio de 1930, de Virgilio Martínez Reyna y de su esposa. Martínez Reyna, prominente hombre de gran reputación que había sido el principal lugarteniente del Vicepresidente José Dolores Alfonseca, le había aconsejado a Alfonseca que se librara de Trujillo. Un grupo de asesinos llegó a su casa y tras acribillarle a balazos, le acuchillaron y mutilaron con sus machetes. Mientras cometían el crimen, su esposa, que estaba embarazada, entró a la habitación y recibió dos balazos en el vientre. Así quedó marcada la tónica del tratamiento a darse a los opositores del nuevo gobernante, que habría de mantener el poder durante 31 años. el miedo, logró que se inscribieran en él una gran cantidad de personas, incluyendo algunos de sus más fervientes opositores. La misión política de tal entidad no era otra que materializar los deseos de Trujillo. La exaltación de su personalidad fue uno de sus aspectos fundamentales, junto a la justificación histórica de su llegada al poder político. En una especie de culto a la personalidad se le hizo sentir y creer al pueblo dominicano que necesitaba de un conductor mesiánico y casi sobrehumano que condujera su destino.

El régimen de Trujillo monopolizó la actividad partidista con la creación, desde sus comienzos, de su propio partido que fue conocido como el Partido Dominicano. Valiéndose de presiones psicológicas y manipulando el miedo, logró que se inscribieran en él una gran cantidad de personas, incluyendo algunos de sus más fervientes opositores. La misión política de tal entidad no era otra que materializar los deseos de Trujillo. La exaltación de su personalidad fue uno de sus aspectos fundamentales, junto a la justificación histórica de su llegada al poder político. En una especie de culto a la personalidad se le hizo sentir y creer al pueblo dominicano que necesitaba de un conductor mesiánico y casi sobrehumano que condujera su destino.

Se utilizó ampliamente la figura del anticomunismo para agredir a los opositores del régimen y así se justificaban las persecuciones políticas. Trujillo supo, valiéndose de toda clase de artimañas, principalmente del temor, obtener la colaboración de los núcleos de intelectuales, hasta el extremo de desaparecer la producción literaria que no era afecta al régimen. Todo estaba controlado y el mensaje ideológico que recibía el pueblo a través de la prensa radial, escrita, televisada, en las escuelas y hasta en las iglesias, era una justificación del régimen y una exaltación de la personalidad de Trujillo que fue llamado el "Jefe" y también "Benefactor de la Patria Nueva".

Surgió una casta de adulones cuyo principal interés parecía ser la alimentación del ego de Trujilllo. Así las cosas, en el año de 1935 Mario Fermín Cabral propone que se cambie el tradicional nombre de la capital del país, Santo Domingo, por el de Ciudad Trujillo. Se erige el Obelisco para conmemorar la barbaridad. Este mismo individuo, fungiendo como presidente del Partido Dominicano, ideó el símbolo de la palmita que posteriormente lo identificó, convirtiéndose prácticamente en una especie de documento de identidad que toda persona debía portar consigo so pena de ser castigado hasta con la cárcel.

Entre las cosas positivas que pueden mencionarse en relación con el régimen de Trujillo caben el balance del presupuesto de la nación y su crecimiento continuado, la liberalización del control norteamericano de las aduanas en 1940, el pago de la deuda externa e interna, la construcción del Banco de Reservas de la República Dominicana y el Banco Agrícola e Hipotecario, mediante la reorganización monetaria de 1947, y el mantenimiento de la paridad de la moneda nacional.

También debe mencionarse cierto desarrollo urbano. La ciudad capital fue reconstruida tras el devastador paso de un feroz huracán llamado San Zenón que prácticamente la destruyó, se construyeron y repararon carreteras, se levantaron puentes, se edificó el aeropuerto en Santo Domingo.

En 1940 se inauguró en la Universidad de Santo Domingo la Facultad de Filosofía, construyéndose importantes edificios. Aparte de las escuelas primaria y secundaria en operación, se crearon escuelas especiales, tales como el Liceo Musical, la Escuela Diplomática y Consular, la de Artes y Oficios y la de Bellas Artes. También fueron creadas la Orquesta Sinfónica Nacional, el Archivo Nacional de la Nación, La Voz Dominicana (Televisora Nacional), etc.

Por otra parte, Trujillo monopolizó el aspecto económico del país y las principales empresas industriales, el sistema bancario, las mejoras en las tierras así como la industria azucarera (salvo los ingenios de la familia Vicini y el Central Romana) pasaron a sus manos particulares; también se apropió de parte del comercio tanto nacional como del exterior. Trujillo monopolizaba la producción de alcohol, las fábricas de alimento para ganado, los principales sectores de la producción manicera, poseía compañías de créditos (Banco Popular de Crédito); la Fábrica de Baterías Dominicanas, la Industria Nacional del Vidrio, Café Dominicano, C. por A., Ganadería Industrial Dominicana, Compañía Anónima Tabacalera, Chocolatera Industrial Dominicana, Compañía Dominicana de Fósforos, Sociedad Industrial Dominicana, Gases Industriales Dominicanos, Industrial Lechera, Laboratorio Químico Dominicano, Minerales Dominicanos, C. por A., Compañía Dominicana de Aviación, Flota Mercante Dominicana, Petrolera Dominicana, Pinturas Dominicanas, Sacos y Tejidos Dominicanos, Sal y Yeso Dominicanos, C. por A. Compañía de Seguros San Rafael, C. pro A., Fábrica Dominicana de Calzado, C. por A., así como el negocio de mármol y de madera, etc.

El asesinato de las hermanas Mirabal

En los últimos años de la tiranía trujillista se incrementó el número de persecuciones y asesinatos, se establecieron centros de tortura en varios puntos del país. En esta última etapa del régimen se destaca de manera especial la muerte, el 25 de noviembre de 1960, de las hermanas Patria, Minerva y María Teresa Mirabal Reyes, asesinadas en compañía de su chofer Rufino de la Cruz Disla cuando regresaban de visitar a sus esposos, encarcelados por razones políticas en Puerto Plata. La atmósfera en el país era prácticamente irrespirable

Finalmente, la noche del 30 de mayo de 1961, Trujillo fue ultimado a balazos en la Ave. George Washington, víctima de una emboscada en la que se destacaron Modesto Díaz, Salvador Estrella Sahdalá, Antonio de la Maza, el Teniente Amado García Guerrero, Manuel Cáceres Michel (Tunti), Juan Tomás Díaz, Roberto Pastoriza, Luis Amiama Tió, General Antonio Imbert Barreras, Pedro Livio Cedeño, Huáscar Tejeda y otros.
 

CONDECORACIONES RECIBIDAS POR RAFAEL LEONIDAS TRUJILLO MOLINA

GRAN CORDÓN DE LA ORDEN DE ISABEL LA CATÓLICA (ESPAÑA)

GRAN CRUZ DE LA ORDEN JEROSOLIMITANA DEL SANTO SEPULCRO

MEDALLA DE ORO DE LA PAN AMERICAN SOCIETY (NEW YORK)

GRAN CRUZ DE LA ORDEN DE CARLOS MANUEL DE CÉSPEDES (CUBA)

GRAN CRUZ DE LA ORDEN HONOR Y MERITO (HAITÍ)

GRAN CRUZ EN BRILLANTES DE LA ORDEN DEL PERÚ

BANDA DE LA ORDEN DE LA REPUBLICA (ESPAÑA)

GRAN CRUZ DE LA ORDEN DE SAN GREGORIO MAGNO (SANTA SEDE)

EL COLLAR DE LA ORDEN AL MERITO (CHILE)

EL COLLAR DE LA ORDEN DEL ÁGUILA AZTECA (MÉXICO)

GRAN CRUZ EXTRAORDINARIA DE LA ORDEN DE BOYACA (COLOMBIA)

GRAN COLLAR DE LA ORDEN DEL LIBERTADOR (VENEZUELA)

GRAN CRUZ DE LA ORDEN NACIONAL DEL CÓNDOR DE LOS ANDES (BOLIVIA)

GRAN CRUZ DEL MERITO EXTRAORDINARIO LIBANÉS

GRAN CRUZ DE LA ORDEN DEL MERITO CON BANDA DE TRES BORLAS (ECUADOR)

GRAN CRUZ DE LA ORDEN VASCO NÚÑEZ DE BALBOA (PANAMÁ)

GRAN CRUZ NACIONAL DE LA LEGIÓN DE HONOR (FRANCIA)

EL GRAN CORDÓN DEL MERITO DE LA CARIDAD DE LA ORDEN FRANCESA DE LA CRUZ DE SANGRE

COMENDADOR DE LA ORDEN DE LA CORONA DE ITALIA

GRAN CRUZ DE LA ORDEN HONOR Y MERITOS DE LA CRUZ ROJA CUBANA

GRAN CORDÓN ROJO CON BORDES BLANCOS DE LA ORDEN CHINA DEL BRILLANTE JADE, BAYLIO

GRAN CORDÓN DEL HONOR Y DEVOCIÓN DE LA SOBERANA MILITAR ORDEN DE MALTA

ORDEN DEL MERITO NAVAL DE PRIMERA CLASE (CUBA)

GRAN CRUZ DE MEDHULA DE MARRUECOS

GRAN CRUZ DE HONOR ACADÉMICO DE LA ACADEMIA INTERNACIONAL AMERICANA DE WASHINGTON

ESTRELLA ABDON CALDERON (ECUADOR)

GRAN CRUZ DE LA ORDEN NACIONAL ECUATORIANA AL MERITO

GRAN CRUZ DE LA ORDEN NACIONAL DE LA CRUZ DEL SUR (BRASIL)

GRAN CRUZ DEL MERITO PARAGUAYO (PARAGUAY)

GRAN CRUZ DEL LEÓN NEERLANDES (HOLANDA)

MEDALLA CONMEMORATIVA DEL VUELO PANAMERICANO PRO FARO DE COLON DE CUBA.

MEDALLA CONMEMORATIVA DEL PRIMER CENTENARIO DE LA MUERTE DEL PRÓCER COLOMBIANO GENERAL FRANCISCO DE PAULA SANTANDER

COLLAR DE LA ORDEN DE SAN MARTÍN (ARGENTINA)

GRAN CRUZ DE LA ORDEN DE CARLOS III (ESPAÑA)

GRAN CORDÓN ESPECIAL DE LA ORDEN DE LAS NUBES PROPICIAS (CHINA)

GRAN COLLAR DE LA ORDEN DE RUBÉN DARÍO (NICARAGUA)

GRAN PLACA DE HONOR Y MERITO DE LA CRUZ ROJA ESPAÑOLA

CONDECORACIÓN DE LA ORDEN SOBERANA Y CONTINENTAL DE MERITO Y HONOR DE LA UNIÓN DEMOCRÁTICA INTERAMERICANA

GRAN CRUZ DE LA ORDEN DE MORAZÁN (HONDURAS)

MEDALLA "PALMAS DE ORO DE LA DEMOCRACIA", DE LA LEGIÓN PANAMERICANA (MÉXICO)

MEDALLA DE LA ORNEN HONORÍFICA DE LA ESTRELLA DE HONOR AL MERITO RURAL DEL INSTITUTO BRASILEÑO DE PROPAGANDA Y DEFENSA DEL CAFÉ.

CRUZ DE GUERRA CON PALMA (FRANCIA)

ORDEN DE SAN PEDRO Y SAN PABLO EN EL GRADO DE GRAN CRUZ

ORDEN DEL MANUEL AMADOR GUERRERO, EN EL GRADO DEL GRAN COLLAR ( PANAMÁ)

ORDEN PIANA, EN EL GRADO DE GRAN CRUZ (SANTA SEDE)

 

OSTENTA TAMBIÉN LAS CONDECORACIONES DOMINICANAS MENCIONADAS A CONTINUACIÓN:


COLLAR DE LA ORDEN DEL MERITO JUAN PABLO DUARTE

COLLAR DE LA ORDEN HERÁLDICA DE CRISTÓBAL COLON

COLLAR DE LA ORDEN DE TRUJILLO

COLLAR DEL VALOR

GRAN COLLAR DE LA PAZ

ORDEN MILITAR DE HEROÍSMO "CAPITÁN GENERAL PEDRO SANTANA" 7-1-56, DEC. 4364, OG# 9, 1956, E.N.

CONDECORACIÓN DEL "BENEFACTOR DE LA PATRIA", SEGÚN ART. # 4149, DE FECHA 14-5-55, SEGÚN DECRETO # 1360, F. 23-12-55, CON UNA EFECTIVIDAD, OG# 45-56.

GRAN CORDÓN DE LA SUPREMA ORDEN DEL CRISANTEMO, ORTORGADO POR EL GOBIERNO DEL JAPÓN, CON LA GRABACIÓN EL EMPERADOR MEDALLA DE HONOR DE ALFABETIZACIÓN

ORDEN DE LOS PIONEROS DE LIBERIA, PUBLICADO EN EL CARIBE, EN FECHA 5-2-59.

 

ASCENSOS:


A 2DO. TTE. EFECT. 18-12-18 SOG. #- NO

A CAPITÁN EFECT. 21-10-22 SOG. #- 37

A MAYOR, EFECT. 01-10-24 SOG. #- 28

A CORONEL, COMANDANTE, EFECT. 22-06-25 SOG. #- 19

A GENERAL DE BRIGADA EFECT. 15-08-27 SOG. #- 02

A GENERALÍSIMO EFECT. 24-06-58 LEY #- 4997

 

DESIGNACIONES, ASIGNACIONES Y TRASLADOS:


PRESIDENTE DE LOS BANCOS DEL ESTADO SG. DEC. #- 6380 DE FECHA. 24-01-61 OG. #- 05 DE LA SEC. DE ESTADO DE LAS FF.AA.

DSC. #- 260- ( 1921) EFECT. 13-12-21

TO . 10TH. CO CO "D" CHANGE OHEOT. #- 151- 22

DIRECTOR DEPTO. NORTE INTERINO NO EL 03-06-24 SOG. #- 06

TO EXPERIMENTAL STATICION HAINA SG. #- 163

TO IST. CO. DSC. #. 261

TO. DEPT. OF. NORTH. SC. #. 04- 22

DE LA 10MO. CO. A LA 6TA. CO. Y ASIGNADO CAPT. OF. OG. #- 52 EFECT. 13-10-24

AL C. GRAL. OG. 03 DE NO. 08. EFECT. 06-02-23

A LA CAPITAL PARA NUEVAS ORDENES SG. 68.- 04

 


Richard Nixon y Rafael Leónidas Trujillo

Trujillo

Dictador de la República Dominicana desde 1930 hasta 1961. También conocido como General Chapitas por su afición a auto concederse medallas y condecoraciones.

Trujillo se incorporó a la Guardia Nacional durante la ocupación norteamericana de 1916 a 1924. Bajo el gobierno de Horacio Vásquez alcanzó el rango de Teniente Coronel, Jefe de Estado Mayor y Comandante Auxiliar de la Policía Nacional.

En 1930 llevó a cabo un golpe de estado contra Horacio Vásquez y se autoproclamó presidente de la República. Tras el paso del ciclón San Zenón en 1930, ordenó reconstruir y modernizar la capital dominicana, Santo Domingo, y la rebautizó como Ciudad Trujillo, que solo recuperaría su antiguo nombre a la muerte del dictador.

Su dictadura se caracterizó por las desapariciones y los asesinatos. Llegó a tener el 60% del presupuesto dominicano bajo control de su familia y contaba con el apoyo de los Estados Unidos por su anticomunismo.

En la década de los años 30 estimuló la inmigración de judíos de europeos hacia la República Dominicana, no con fines humanitarios sino como un intento de "blanquear" a la población nativa, en su mayoría mestiza. Mientras promovía esa inmigración europea, en 1937 envió el ejército a la frontera con Haití y asesinó a más 15 000 haitianos, bajo el pretexto de que el gobierno haitiano apoyaba a exiliados dominicanos que buscaban derrocarlo.

Trujillo intentó intervenir en asuntos de otras naciones latinoamericanas, junto con los dictadores Anastasio Somoza García (Nicaragua) y Marcos Pérez Jiménez (Venezuela). Apoyó la invasión de Rafael Ángel Calderón Guardia a Costa Rica en 1955. Después del derrocamiento de Pérez Jiménez, aliado político de Trujillo, intentó derribar al nuevo gobierno venezolano de Rómulo Betancourt, que aplicaba su doctrina de no apoyar a gobiernos extranjeros no elegidos por votos o de tendencia militaristas.

Uno de los crímenes más monstruosos de Trujillo fue el Asesinato de las Hermanas Mirabal, cometido el 25 de noviembre de 1960.

También ordenó el atentado contra el entonces presidente venezolano Rómulo Betancourt, el 24 de junio de 1960, en el cual un ayudante militar fue asesinado y el presidente resultó gravemente herido.

El 30 de mayo de 1961 un grupo de antitrujillistas infiltrado en su guardia y apoyados por la CIA estadounidense, lo asesinó mientras viajaba en su automóvil.

Algunos analistas mencionan que el interés de Estados Unidos de acabar con Trujillo se debió a que la represión de su gobierno podría traer a República Dominicana una revolución similar a la cubana - TerrorFileOnLine


270509 - Rafael Leonidas Trujillo, “La verdad de su muerte” - Francisco Medina

Documentos confidenciales en poder de los herederos del dictador dominicano Rafael Leonidas Trujillo Molina, revelan que este no murió como creen la mayoría de los dominicanos, víctima de un complot en la carretera que conduce a San Cristóbal, sino que se trató de un montaje para ocultar al país, la salida de éste al exterior producto de negociaciones con las autoridades norteamericanas.

Los documentos pertenecientes a la familia Trujillo estaban en poder del fenecido Ramfis, hijo mayor del dictador dominicano y quien murió víctima de un accidente automovilístico ocurrido en París, en la actualidad los mismos reposan en una caja fuerte de la que solo tiene acceso Ramses, uno de los hijos de Ramfis.

Según datos filtrados por Ramses a uno de sus amigos de la universidad, su abuelo fue convencido por el gobierno norteamericano para que abandonara el poder en vista del desgaste de la dictadura que encabezó por mas de 30 años, y para evitar que grupos de exiliados apoyados por el régimen comunista de Fidel Castro capitalizaran el descontento popular y tomaran el poder.

La ‘verdad’ histórica acerca del ajusticiamiento del tirano dista mucho de la realidad; portando una nueva identidad que incluía una sofisticada cirugía plástica que le cambió drásticamente su físico y cara, y con la nada despreciable suma de 700 millones de dólares Trujillo se estableció en España, donde era visitado en secreto por sus hijos y esposa, así como por el doctor Joaquín Balaguer.

El deceso de Manuel Jiménez, que fue la nueva identidad dada al hombre fuerte puesto por los norteamericanos al frente del Ejército dominicano luego de la intervención que culminó en el 1929, se produjo en realidad en 1990 a la edad de 99 años. A los servicios fúnebres oficiados en el mayor secreto solo asistieron cuatro personas.

Según Ramses Trujillo, para simular la muerte de su abuelo se procedió a usar como doble a Wenceslao Tejada, un agricultor nativo de Villa de los Almácigos, de la línea noroeste, quien tenía un parecido extraordinario con el ‘Jefe’. La similitud era tal que en ocasiones se le utilizó para hacerlo pasar por Trujillo cuando habían rumores acerca de complots contra el tirano; vistiéndolo con su uniforme y desplazándolo en el vehículo de éste por las rutas consideradas peligrosas, mientras que el tirano viajaba de incógnito en otro carro.

Tejada se encontraba en poder de Johnny Abbes García, Jefe del Servicio de Inteligencia Militar (SIM), a la espera de la ejecución del plan, que aunque se realizó la noche del 30 de mayo de 1961, se estaba planificando desde hacía mas de un año.

Los participantes en el complot para matar a Trujillo también fueron engañados por enlaces militares quienes tenían la misión de hacerles creer que el hombre que se dirigía esa noche a San Cristóbal, era el Jefe, cuando en realidad no fue así. La perfección del plan fue tal que todos los héroes murieron creyendo que habían asesinado al sanguinario gobernante.

La ejecución del complot se aceleró a raíz de los atentados de las fuerzas trujillistas contra el Presidente de Costa Rica, José Figueres, el cual fue frustrado en mayo de 1957, también por la muerte del Presidente de Guatemala Carlos Castillo Armas, el 27 de julio del mismo año, por órdenes del dictador. Con financiamiento del tirano dominicano se montó otro atentado contra Rómulo Betancourt, Presidente de Venezuela quien sobrevivió milagrosamente cuando su vehículo fue impactado por un carro bomba. Todas estas acciones determinaron que para los Estados Unidos no fuera supuestamente conveniente su permanencia al frente del gobierno dominicano.

Pero sin dudas el hecho que marcó la salida del poder de Trujillo, fue el secuestro del profesor universitario Jesús de Galíndez, ocurrido el 12 de marzo de 1956, orquestado por espías dominicanos en la ciudad de Nueva York, el plagio fue investigado por el FBI tras determinarse responsabilidades, se le hizo saber al perínclito de San Cristóbal que debía abandonar el poder o sufrir las consecuencias.

Las presiones y negociaciones en las que no solo participaron funcionarios norteamericanos sino, españoles y franceses, se prolongaron por cuatro años, ya que el dictador ponía condiciones incumplibles; hasta que finalmente se hizo el montaje de lo que sería su ajusticiamiento; detalle tras detalle todo estuvo meticulosamente planeado, tan bien planeado que fue engañada hasta la misma historia.

Después de ejecutado el plan, Trujillo vivió la mayor parte del tiempo en España y Brasil, países en los cuales aun conservan sus herederos decenas de empresas con capitales que sobrepasan los mil millones de dólares. Tejada, el campesino usado como doble en el presunto ajusticiamiento, nunca pensó que cuando le pusieron uno de los uniformes de Trujillo y se le maquilló, se dirigía a un encuentro con la muerte, para que el tirano siguiera viviendo LatinoNewsweek

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

AVIZORA.COM
Política de Privacidad
Webmaster: webmaster@avizora.com
Copyright © 2001 m.
Avizora.com